El fabricante de autos Ford Motor Co. retiro sus vehículos con defectos en las portezuelas, bajo presiones de la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras de Estados Unidos (NHTSA, por sus siglas en inglés).

La compañía anunció el jueves que iba a añadir 1,5 millones de vehículos al retiro, lo que eleva el total en Norteamérica este año a casi 2,4 millones.

El problema con la cerradura, que puede hacer que la portezuela se abra repentinamente con el coche en marcha, ha plagado a Ford desde 2014 y ha afectado gran parte de sus modelos en Norteamérica. Al menos 3 millones de vehículos han sido retirados a causa del problema. Los retiros se producen luego de que una investigación de la NHTSA en 2015 encontró 1.200 quejas de consumidores sobre el defecto.

La expansión del jueves y una previa anunciada el 4 de agosto costarán a la compañía unos 640 millones de dólares, que mellarán las ganancias pre impuestos del tercer trimestre, dijo Ford en un documento ante reguladores federales. Eso hizo que el fabricante de autos reduzca su estimado para el año a 10.200 millones de dólares. Esa cifra es menor que su pronóstico más reciente de 10.800 millones o más.

TE RECOMENDAMOS:

Financiamiento automotriz crece 24.7% en julio

KIA inaugura de manera oficial su planta en México

El nuevo retiro incluye el Ford Focus de los modelos 2012 a 2015, el Ford escape y el C-Max de 2013 a 2015, el Ford Mustang y el Lincoln MKC de 2015 y el Ford Transit Connect de 2014 a 2016.

Ford dice que un resorte en el cerrojo de la portezuela puede romperse, lo que hace que no cierre o se abra repentinamente. Los concesionarios remplazarán los cerrojos sin costo para los usuarios. La compañía dice que sabe de un choque y tres heridos que pudieran estar relacionados con el defecto.

El retiro del 4 de agosto fue similar al del jueves, pero estuvo limitado a México y 16 estados norteamericanos con altas temperaturas. El del jueves expande la medida a todo Estados Unidos, para incluir poco más de 2 millones de vehículos.

Los retiros adicionales se producen en momentos en que la NHTSA inició una investigación del problema.

EN VIDEO:

Volkswagen sufre millonarias pérdidas por escándalo de manipulación de sus motores