Christopher Kane horroriza a medio mundo al presentar los odiados Crocs como piezas de lujo en la London Fashion Week. ¿Yay o nay?