Un disco que invita a la nostalgia, a los recuerdos y a otras épocas musicales de México, es por lo que apuesta Jorge “Coque” Muñiz, en su nueva producción, “Noche de rondalla”.

“Es volver a recordar la música de las rondallas, la mayoría no conocieron esta etapa musical de México que fue muy popular y son canciones clásicas, pero el estilo que se presentaban le daban el toque especial y era muy bonito escuchar a 18 o 20 guitarras”, indicó el también productor.

“Noche de rondalla” fue dirigido por Jorge Avendaño y producido por Muñiz; recopila 12 éxitos como “Novia mía”, “La rondalla”, “Wendolyn”, “Te deseo amor”, “El milagro de tus ojos”, “Quiéreme mucho”, “Morir de amor”, “Ven que te quiero” y “El día que me quieras”, sólo por citar algunos.

El cantante indicó que la música de La Rondalla es bonita y simple, pues no se necesitaba ser un gran guitarrista para poder acompañar los acordes: “Era muy padre cuando se juntaban todos para interpretar esa canciones”.

Asimismo, en esta placa incluye temas que hiciera famosos su padre, Marco Antonio Muñiz: “No son originarias de él, sí cantó algunas como ‘Perdón’ y ‘Morenita mía’ y tuvo mucho éxito, por eso siempre habrá un recuerdo más fuerte de mi padre”.

Respecto a la crítica que le ha hecho su progenitor, “Coque” indicó que aún no le ha comentado nada; sin embargo dijo, esperará a que lo pueda escuchar con atención.

“Espero que sea positivo, sabe que trabajo mucho y le hecho ganas, a veces me dice que estoy medio loco porque siempre estoy haciendo cosas, pero yo soy de las personas que si tiene tiempo, lo aprovecha”.

Agregó que su nueva placa invita al relajamiento: “Es para escuchar mientras te tomas un vino o cerveza y recuerdes también frases muy bonitas, porque ahora los hombres ya perdimos la capacidad de decir cosas bonitas”.

Para promover su álbum, Jorge Muñiz realizará una gira por diversas ciudades de la República Mexicana, para luego aterrizar en el Auditorio Nacional el próximo 20 de mayo junto a su padre, en un recital, que en sus palabras será memorable.