Los damnificados por las lluvias en Valle Dorado, Tlalnepantla, el año pasado, recibieron más apoyo y más rápido que los afectados por el desbordamiento del Canal de la Compañía en Valle de Chalco, según el diario El Universal.

La diferencia es de al menos 20 mil pesos.

Dos mil familias afectadas en Tlalnepantla el 6 de septiembre de 2009, recibieron cada una una tarjeta con 30 mil pesos para la compra de los enseres domésticos perdidos —15 mil pesos los otorgó el gobierno del estados de México, y los 15 mil restantes la Secretaría de Desarrollo Social del gobierno federal—. Además, las autoridades ofrecieron a los afectados otros 15 mil pesos para reparaciones en sus casas, y les entregaron una televisión y un horno de microondas por hogar.

Estos apoyos comenzaron a entregarse el 12 de septiembre, es decir, menos de una semana después de ocurrida la tragedia.

A las familias damnificadas de las inundaciones en Chalco, ocurridas el 4 de febrero, les tocaron 20 mil pesos, también en monederos electrónicos, para la compra de sus enseres perdidos —igual que en Valle Dorado, la mitad la puso el gobierno estatal y el resto el gobierno federal—. El apoyo para las reparaciones en las viviendas fue de 5 mil pesos por casa.

Una de las principales quejas de los afectados es que con los monederos electrónicos no les permitirían comprar ropa ni comida, sólo algunos muebles y electrodomésticos, hecho que a los pocos días se modificó.