En medio de la polémica que han causado dos presuntos abusos sexuales cometidos por personal policial de Apodaca, Nuevo León, los diputados del Congreso Local fijaron un exhorto a las autoridades municipales para que realicen una depuración exhaustiva a la corporación. 

La diputada panista, Marlene Benvenutti afirmó que los eventos conocidos públicamente en menos de una semana exigen que la corporación en su totalidad sea reevaluada.

"Aun y cuando al parecer uno de los implicados de los hechos citados al inicio, supuestamente ya fue liberado, es importante que el municipio revise las estrategias de seguridad y aplique las depuraciones necesarias a toda la corporación", dijo Marlene Benvennuti.

Pero para las autoridades, el exhorto no es del todo necesario pues toda la administración tiene la "cartilla leída".

"Tiene razón la gente (al desconfiar) los habitantes de Apodaca, ellos ni nosotros queremos vivir la situación a la que nos enfrentamos hace 5 ó 6 años; a esos momentos de inseguridad en Apodaca" dijo Óscar Cantú, edil apodaquense.

Pero al hablar sobre las depuraciones, el munícipe explicó que "en ese tema he sido muy puntual en cuanto a la disciplina y la responsabilidad. Si a alguien se le hace fácil incurrir en una falta pasando por alto la Ley de Responsabilidades de los Servidores Públicos o el código de ética pues bueno, ya cada quien es responsable de lo suyo".

Al referirse a los casos que hace mención el Congreso local, Óscar Cantú detalló que la corporación vive una constante depuración y reclutamiento de personal. 55 están por graduarse de la academia y más de 70 están en la lista de espera. 

"Estos casos que fueron vistos por muchos ciudadanos son muy penosos. Se tomó una decisión, se equivocaron, es algo que no es costumbre en Apodaca, pero hay 600 elementos en la corporación y saben que si alguien se equivoca ese mismo día dejan de trabajar para Apodaca."

El alcalde del municipio norteño de Nuevo León advirtió además, que no permitirá que los elementos que salgan de su corporación policial con "tarjeta roja" se logren acomodar en otros departamentos de policía.

"Los que se equivocaron yo voy hacer todo lo posible para que ellos sean boletinados y que en ninguna parte de México puedan estar haciendo el mismo servicio que prestaron aquí en Apodaca.", sostuvo.