La presidenta de la cooperativa Moluscos del Mayab, Silvia Canul Pardenilla, señaló que siguen las investigaciones para determinar la causa del siniestro ocurrido hace más de 48 horas en la Unidad Multidisciplinaria de Docencia e Investigación (UMDI) de la Universidad Nacional Autónoma de México, donde "permanecen regadas las cenizas".

Se detalló que "a las 00:15 horas de este jueves, un vigilante de la UMDI de Sisal olfateó humo y de inmediato acudió a la zona afectada. Desde afuera, no vio fuego en una primera revisión, pensó que el siniestro estaba en un segundo iglú del complejo universitario".

"Cuando regresó a la incubadora de pulpos, el fuego había subido de intensidad, así que llamó a un segundo vigilante. Con extintores, ambos intentaron sofocar las llamas. Fue inútil, por el tipo de material, PVC y fibra de vidrio, el siniestro consumió cinco años de investigación en unos minutos", se añadió en el texto.

Con el fuego, se agregó, quedaron calcinados 14 mil pulpitos recién nacidos y 30 nodrizas, y 500 moluscos fueron rescatados y llevados a los estanques.

Se trata de ejemplares de pulpo rojo yucateco, tamaño miniatura, que ya solicita el mercado nacional e internacional de la alta cocina, se expuso en el documento.

Desde hace varias semanas, los pobladores de esta comisaría de Hunucmá reportaron constantes altibajos en el servicio de electricidad, y según versiones de los bomberos que acudieron a la granja, "el fuego se originó por un corto circuito", pues al parecer el equipo de enfriamiento de la incubadora se sobrecalentó.

Tras los ocurrido, el presidente de la Fundación Produce Yucatán, Pedro Cabrera Quijano, acudió al lugar a patentizar su solidaridad con las integrantes de la cooperativa y ofreció realizar las gestiones necesarias para la inmediata recuperación del proyecto.