El maquinista le avisó a su empresa que lo relevaran. Jamás pasó y simplemente dejó de manejar el vehículo y terminó su turno. Por eso causa revuelo.