Médicos del Instituto Mexicano del Seguro Social iniciarán una serie de paros escalonados en los tres principales hospitales de la ciudad, en demanda de mejorar la seguridad en esa frontera, informa el diario El Universal.

"La acción se toma por los secuestros que estamos sufriendo, y nadie nos puede garantizar la protección y por ello se han tomado esas medidas", dijo "Manuel", uno de los médicos del IMSS.

Advierten que las mismas medidas podrían surtir efecto en los edificios de atención de la Secretaría de Salud y la suspensión de actividades afectará a los departamentos de gineco obstetricia; toco; urgencias, anestesiología y hasta las cirugías que ya están programadas.

El personal que está decidido a parar labores incluye a médicos generales, anestesiólogos, médicos de urgencia y de otras especialidades de atención a la salud, luego de que hace dos semanas, durante la visita presidencial de Felipe Calderón, no fueron atendidos por el mandatario, durante una pacífica espera en el exterior del hotel sede donde se reunió con grupos de la sociedad civil.

Los paros escalonados empezaron durante los primeros minutos del pasado 25 de febrero en los tres hospitales generales 35 y 6, y de zona numero 66, ubicados en esta ciudad fronteriza, y la información fue hecha circular por médicos de la institución la noche de lunes.