El Jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, informó que la semana pasada, durante una reunión con el presidente Enrique Peña Nieto, le expresó a éste que no conviene un enfrentamiento entre ambas administraciones.

Lo anterior debido a los desencuentros que tuvo el Gobierno de la Ciudad con la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), organismo que trabó la operación de los Verificentros capitalinos al inicio de la implementación de la nueva norma de verificación y que filtró imágenes sobre un presunto mal proceso en la necropsia del gorila Bantú.

"Yo le dije que la Ciudad de México quiere trabajar en favor del país, que estamos abonando a que le vaya bien a nuestro país, que le vaya bien a México, y en esta medida le solicité que trabajáramos con todas las instituciones", contó Mancera Espinosa.

Y añadió: "no nos conviene a nadie estar en un enfrentamiento permanente".

En respuesta, relató Mancera, el presidente Enrique Peña Nieto aclaró que “no hay ninguna política en ese sentido (de enfrentamiento) y que también abona por la coordinación” entre ambos Gobiernos.

Otro tema que se abordó fue sobre la posible reducción al gasto de la Ciudad de México debido a los recortes al presupuesto federal; “sé que hay una contracción al gasto, es decir, no está llegando el recurso de manera ágil”.

“Entiendo que es una problemática nacional y la Ciudad de México estará trabajando en la medida y la velocidad que se esté generando. Nosotros nada más queremos que sea lo antes posible”, habría dicho Mancera al Presidente.