WASHINGTON. La candidata demócrata a la Presidencia de Estados Unidos, Hillary Clinton, salió este miércoles al paso al viaje de su rival republicano Donald Trump a México y sostuvo que un viaje de unas cuantas horas a un país vecino, no compensa un año de insultos e insinuaciones.

En un discurso durante la conferencia anual de la Legión de Honor, celebrada en la ciudad de Cincinnati, en el estado de Ohio, Clinton aludió de manera indirecta al periplo de su rival republicano sin mencionar expresamente a Trump o a México.

“Construir relaciones y hacer que los países trabajen juntos es más que una oportunidad de una foto, requiere consistencia y confiabilidad, es como construir relaciones personales, la gente tiene que saber que puede contar contigo, que no vas a decir una cosa un día y algo totalmente diferente el siguiente”, señaló.

Tanto Clinton como Trump fueron invitados a México por el presidente Enrique Peña Nieto.

“Ciertamente se requiere más que tratar de compensar un año de insultos e insinuaciones cayendo con nuestros vecinos por unas horas y después volar a casa de regreso. No funciona así", señaló.

Desde el lanzamiento de su campaña presidencial en 2015, Trump comparó a los inmigrantes indocumentados mexicanos con criminales, violadores y traficantes de drogas.

En abril pasado, Trump detalló que, de llegar a la Presidencia, pedirá a México un pago único de entre cinco mil a 10 mil millones de dólares por un muro fronterizo, o de lo contrario bloqueará miles de millones de dólares en remesas de mexicanos en Estados Unidos.

En julio pasado, el presidente Peña Nieto rechazó en una entrevista con CNN toda posibilidad de que el gobierno mexicano pague un muro como el propuesto por Trump y negó “categóricamente” que México expulse a mexicanos hacia Estados Unidos.

Antes de su discurso en Ohio, la campaña de Clinton deploró en un comunicado que Trump mantenga su plan de deportar a 16 millones de personas, si se incluye a los cinco millones de niños estadunidenses de padres indocumentados, así como de bloquear las remesas a México si México no paga el muro.

“Lo que importa en última instancia es lo que Trump le diga a los votantes en Arizona, no en México, y si sigue comprometido a separar familias y deportar a millones”, señaló la campaña de Clinton.

Después de su viaje a México, Trump tiene previsto presentar un discurso mayor sobre migración en Phoenix.