El ruso Nikolay Davydenko, que llegó a ser el número tres mundial y ganó el Masters en 2009, va cuesta abajo y dijo hoy adiós al torneo de Rotterdam, en pista cubierta y dotado con un millón 450 mil euros, al caer en primera ronda ante el francés Michael Llodrá.

El tenista galo, actualmente número 22 mundial, se impuso a Davydenko (n.34) por 6-3 y 7-6 (4), en la que fue su tercera victoria ante el ruso, al que ha ganado en sus últimos enfrentamientos (Rotterdam 2008 y 2011, y París 2010).

Davydenko, que suma cuatro triunfos y tres derrotas en 2011, abrió este año llegando a la final de Doha, donde cayó ante el suizo Roger Federer y tras haber superado en las semifinales al número uno del mundo, el español Rafael Nadal. Pero fracasó en su paso por el Abierto de Australia, al caer en primer turno frente al alemán Florian Mayer.

Hoy, ante Llodrá, sufrió en exceso el saque del francés, quien logró 12 puntos directos con su servicio (por solo uno de Davydenko) y supo materializar una de las dos bolas de rotura de que dispuso en el primer set.

En la segunda manga imperó el saque y se llegó al juego de desempate, en el que se impuso Llodrá por 7-4. El francés accedió a la segunda ronda tras una hora y treinta y cinco minutos de partido.

También pasó al segundo turno el croata Marin Cilic, que se impuso con cierta facilidad al alemán Mischa Zverev, procedente de la clasificación, por 6-2 y 6-4.

Ganaron, asimismo, el serbio Viktor Troinki y el ruso Dmitry Tursunov al holandés Thomas Schoorel (6-2, 7-6) y el kazako Andrey Golubev (6-4, 7-5), respectivamente.

Para mañana está previsto que salten a la pista buena parte de los "pesos pesados" del torneo, con la presencia de los españoles David Ferrer (n.3), que se medirá al finlandés Jarkko Nieminen, y Guillermo García-López, que cerrará la jornada ante el checo Tomas Berdych (n.4).

Asimismo, jugará el primer favorito del torneo, el sueco Robin Soderling, ante el local Robin Haase.