El consorcio es propietario actualmente de una cartera de compañías que incluyen los Boston Red Sox, New England Sports Network, Fenway Sports Group y Roush Fenway Racing.

"Estoy encantado de poder concluir con éxito el proceso de venta, que ha sido completo y extenso. El consejo ha decidido aceptar la propuesta del NESV porque cumple con el criterio que nos habíamos marcado originalmente para (contar) con un adecuado propietario", señaló hoy el presidente del Liverpool , Martin Broughton.

"La filosofía del NESV es tratar de ganar y eso lo ha demostrado muy bien en el Red Sox", agregó Broughton.

"Nos hemos reunido en Boston, Londres y Liverpool durante varias semanas y estoy inmensamente impresionado por lo que han conseguido y su visión para el Liverpool ", dijo el presidente.

Según Broughton, la oferta presentada le permite al club concentrarse en el equipo. "Nuestro objetivo es dar estabilidad al club y devolver al Liverpool a su plaza de siempre en el fútbol inglés y europeo, capaz de competir por y para los títulos", indicó el grupo empresarial estadounidense en un comunicado.

El NESV tiene el objetivo de crear una fundación sólida desde el punto de vista económico a largo plazo que garantice al Liverpool los recursos necesarios para reconstruir Anfield y saldar toda la deuda contraída en la adquisición.

El presidente del club "red", Martin Broughton, aseguró esta mañana que la decisión del consejo había sido favorable a esta candidatura "porque cumple con el criterio marcado originalmente para (contar) con un adecuado propietario".