Su cara ha sido “vista” en un sartén, en una Marmita y hasta en el fondo del caño del desagüe. Ahora, Jesús ha sido encontrado en un campo de cultivo en Hungría, informa el diario británico Mail Online.

Pero espere, la cosa se pone aún mejor, porque la imagen que se forma a través de sombras y que aparenta ser la imagen de “El Mesías”, fue descubierta a través de Internet, por Zach Evans, mientras exploraba el Google Earth, el popular sistemas de mapas satelitales de Google. 

El cibernauta de 26 años reveló al dijo al “The Sun” que él no es una persona religiosa que busca “señales” en todas partes, “pero esto es obvio”.

El campo donde la imagen es visible está ubicado en una localidad cercana  a Puspokladany, Hungría.