Un robot presentado en la Feria Internacional de Equipamiento Médico de China está siendo un éxito. Se le denomina 'recolector automático de semen' pero también es conocido como robot 'masturbatorio', ya que ayuda a los hombres a conseguir la eyaculación.

Sin embargo, este dispositivo no fue creado para buscar el placer de los hombres solitarios, sino para facilitar el trabajo de los varones que participan en algún tratamiento de fertilización asistida, bancos de semen, entre otros.

El aparato consta de una pantalla donde se exhiben películas pornográficas para estimular sexualmente al usuario, así como un cilindro de látex (asemejando una vagina) y tiene tanto movimiento como vibraciones para conseguir la eyaculación del paciente.