Entretenimiento

La romántica historia de amor entre Salma Hayek y François-Henri Pinault, dueño de Gucci

La pareja se conoció en 2006 y contrajo matrimonio en 2009.

Salma Hayek

Detrás de cada pareja existe una gran historia de amor. La actriz Salma Hayek y el empresario François-Henri Pinault comparten un romántico recuerdo de cuando se conocieron, una historia data de hace más de 10 años atrás.

Hayek está viviendo uno de sus mejores momentos a nivel profesional, y es que la actriz de 56 años se convirtió en la primera mexicana en formar parte del Universo Cinematográfico de Marvel luego de interpretar a Ajak en la película Eternals. Además, la intérprete sigue felizmente casada con el dueño de la reconocida marca Gucci, empresario con el que se casó en el año 2009, tres años después de haberlo conocido.

Su talento le ha permitido encontrar el éxito y una muy buena estabilidad en el trabajo, pero su personalidad y belleza le han ayudado a mantenerse estable con un matrimonio de más de una década con Pinault.

Fue en el 2006 que la actriz y el empresario se conocieron, durante la inauguración del Palacio Grassi, el elegante reciente en Venecia (Italia) que había sido comprado por la familia de su actual esposo. Desde ese entonces, Pinault quedó encantado con la mexicana y no se detuvo hasta lograr conquistar su corazón.

Cómo se enamoraron Salma Hayek y François-Henri Pinault

Saber cómo la pareja llegó a enamorarse es un tema que hasta ahora nadie conoce, ya que la actriz ha sido muy discreta a la hora de hablar sobre los inicios de su romance con su actual esposo.

Durante una entrevista con la revista Glamour, la actriz se mostró firme en su postura de mantenerse discreta sobre su romántica historia con Pinault: “No voy a decir cómo nos conocimos. Es una historia de amor sumamente romántica, increíble, pero es mía. No quiero vulgarizarlo convirtiéndolo en una historia para hacerme la interesante”.

Y aunque actualmente la pareja disfruta de su matrimonio, no todo ha sido color de rosas, ya que como toda relación, la actriz y el empresario han tenido sus altibajos. Ambos se dieron un tiempo y en medio de esa separación el dueño de Gucci tuvo otro hijo.

Tras esto, el amor entre ambos fue mucho más fuerte y decidieron regresar, y fue en el 2007 que la actriz quedó embarazada de su hija Valentina Paloma Pinault. Finalmente, luego de tres años de haberse conocido, la pareja contrajo matrimonio.

Salma explicó que al principio no estaba segura de su relación con el empresario, ya que eso significaba tener que vivir en ese mundo opulento al que pertenece su esposo.

“En la época en que lo conocí, ya había decidido que no quería uno de esos. Lo había organizado todo para tener una vida completamente diferente. Estaba preparada para vivir en mi rancho, que también es un santuario de animales que han sido maltratados”, dijo la actriz.

Finalmente la pareja se casó y celebró su matrimonio en el mismo lugar en el que se conocieron. Se trató de una lujosa boda donde asistieron amistades cercanas a la actriz como Penélope Cruz, Javier Bardem, Gael García Bernal, Diego Luna, Alejandro González Iñárritu y hasta Anna Wintour. En la celebración de la boda se gastó un millón de dólares.

Te recomendamos en video

Tags

Lo Último


Te recomendamos