Entretenimiento

‘Noticia de un Secuestro’: la ficción de las víctimas en su reivindicación histórica

La serie de Prime Video adapta una de las obras más duras de Gabriel García Márquez.

Casos controvertidos, polémicos y personajes que marcaron una parte de la historia llegan a las plataformas.

Durante años, Colombia en su ficción glorificó los narcos que la estigmatizaron, dañaron y permean aún sus modos de ser. Pero, en un momento histórico que llega justo en un momento en el que Colombia revisa su propia historia: Noticia de Un Secuestro, de Prime Video, narra la historia desde su punto de vista, desde el reportaje del Nobel Gabriel García Márquez.

Así, sin la sombra de un Escobar ya mercancía del capitalismo, se cuenta un dolor latinoamericano, universal, precisamente en esa desgarrada Colombia de los 90.

PUBLIMETRO habló con Cristina Umaña, quien interpreta a Maruja Pachon, con Majida Issa, quien personifica a la asesinada periodista Diana Turbay, Juan Pablo Raba, quien es Alberto Villamizar, el director Andrés Wood y Rodrigo García, hijo de Gabriel Garcia Marquez como productor ejecutivo, sobre una serie que narra nuestras heridas aún abiertas.

En estos momentos tan determinantes de la historia colombiana, como los informes de la Comisión de la Verdad y el cambio de Gobierno, ¿por qué es relevante esta historia?

Majida Issa (MI) : porque esta historia está contada desde el lugar de las víctimas, y creo que es lo más importante si hablamos desde nuestro contexto histórico. Con esta gran lupa que le ha puesto la Comisión de la Verdad a las víctimas y a sus familias, es la lupa que hemos tenido en esta historia desde el libreto, nuestro lugar creativo y nuestro trabajo, y nos hemos enfocado en no ser ligeros en absolutamente ninguna decisión.

Rodrigo García (RG) : estoy de acuerdo. Es decir, queríamos ir por otro rumbo de las series que sí no han glorificado, se han acercado al narco y también, el propósito del libro era contar la historia de los narcos desde el punto de vista de algunas víctimas y de otros victimarios que hacían parte del sistema.

¿Cómo adentrarse en un personaje histórico que a su vez ficción Gabo y darle su propia visión?

Juan Pablo Raba (JPR) : se necesita mucho coraje para contar esta historia. Más si es de Gabo. Pero lo hicimos desde el respeto y la humildad.

Andrés Wood (AW): como dice Rodrigo, esta es una versión de una versión e incluso nosotros tenemos una visión distinta de esta situación. Pero sobre todo, respetamos el espíritu de las situaciones del libro.

RG: teníamos una responsabilidad con los protagonistas, con la verdad, con el trabajo periodístico en sí. A Gabo le costó demasiado este libro, anímica y físicamente. Le dolió hablar mucho de los secuestrados que no sobrevivieron. Para él eran hijos, madres, padres.

A su vez, para él también todas las historias eran historias de amor. Y en esa medida estas lo son, aún con el enorme marco político y con el amor contundente que tuco hacia Colombia. Pero el ADN es una historia de amor.

Personalmente para ustedes, ¿cómo fue construir la historia?

Cristina Umaña (CU): creo que, como lo dice Juan Pablo, es un gran acto de valor que yo personalmente desconocía, pero que era necesario para mi vivir y transitar como colombiana y actriz.

Esto me deja en un lugar distinto de nuestra historia, a mí como mujer e incluso en mis historia familiar,porque es increíble ver cómo la violencia nos ha tocado a todos de una u otra manera: mi familia ha vivido una historia de violencia de muy atrás, muy profunda, así que es una manera de hacer catarsis y de responsabilizarnos por nuestra historia. Entonces, fue un proceso muy curativo aunque terminé deshecha luego de rodar.

Esta historia es de dolor y resiliencia, ¿hay esperanza, según su punto de vista?

CU: por supuesto, y el libro también la tiene, amor y esperanza. También está en esta hermosa versión de Andrés y Julio, así que por dolorosa que sea, es preciosa por donde se le mire.

AW: la sociedad colombiana está llena de vida, así sea tan dura y llena de contradicciones.

Después de atravesar esta serie, ¿cómo definen el ser colombiano?

JPR: a veces estás tan cerca de algo que no lo alcanzas a ver ni a percibir. A mi me gusta la visión que tenía Andrés, así que, cada vez que íbamos a filmar, y hacía mal clima, él se maravillaba. Ahora, acá somos tan apasionados por Gabo, que es bonito tener a alguien externo que aprecié todo en su justa proporción.

RG: Colombia es sorprendente, por tener todo esto, una historia tremenda y una gran calidad humana.

MI: la serie también tiene la importante misión de hacer memoria. Sigue siendo actual y abarca problemáticas hasta latinoamericanas. Y como colombiana, me parece importante recordarnos a nosotros mismos. Quiénes somos, qué hemos vivido, para no repetir historias que nos dan un terrible reflejo en el espejo.

¿Cómo fue la colaboración con la familia de los personajes?

RG: tuvimos mucho apoyo de los Villamizar y Pachón, y para llegar a la esencia de la serie nos tomamos algunas libertades. Además, hubo otras víctimas y sus familias, que no trabajaron con nosotros directamente, pero lo hicieron al ver nuestro trabajo. Por otro lado si los Pachón o Villamizar nos hubieran dicho que no, no habríamos salido adelante.

¿Por qué hasta ahora somos respetuosos con nuestra propia historia?

CU: creo que es una decisión de Rodrigo y de su familia contar la historia como está contada, pero todo va encajando mágicamente en nuestra realidad, y llega en un momento oportuno, en el que el país necesita hacer memoria y justicia, ponerle cara a quienes han sido violentarnos. Y eso es parte de reconocernos y reconstruirnos.

¿Cuál es la síntesis general de esta historia, si alguien venido de un lugar menos violento históricamente llega a verla?

RG: el dolor de la separación, de la incertidumbre y la lucha.

MI: en el caso de Diana, su pasión por el periodismo y el cómo llegar a la verdad, y cambiar el país a través de eso, le juega en contra al Escobar usarlo para tenderle una trampa. Y es universal, pues la pasión de cualquiera puede llegar a ser su trampa vital. Cada personaje tiene un mundo que se identifica perfectamente a cualquier persona.

JPR: sin contar que el dolor del secuestro y la incertidumbre son también universales.

¿Cómo cargar con esa desgarradora incertidumbre del secuestro?

CU: hubo un viaje de acompañamiento de Andrés y Julio para llevarnos a este lugar tan complejo y profundo, tan incierto, porque si no vives el secuestro, no puedes entenderlo.

MI: yo me sentía desmedida. Me sobrepasaba la información, lo que tenía, el sitio. No sabía que la herida estaba tan abierta y que esto me dolía desde lugares tan profundos a través de las historias que escuchaba desde niña. Por eso fue tan importante para la serie que Andrés y Julio nos contuvieran.

DV Player placeholder
Tags

Lo Último

Te recomendamos