AutosRPM

Casa rodante, ¿una opción para vivir en México?

Si algo desea toda familia estadounidense, es viajar por todo el país en una casa rodante. Incluso, para algunos esto se convierte en su hogar permanente.

En México y Latinoamérica, ¿podría ser una opción viable y segura para vivir?

Hace poco más de un año, una familia peruana viajó en “la casa rodante más pequeña del mundo”. Nada más y nada menos, en un Vocho.

Con muchas adaptaciones al interior, los esposos, con su hija de catorce meses, decidieron recorrer Latinoamérica, pasando por México, para finalmente llegar a Washington en Estados Unidos.

Sin embargo, fuera de este ejemplo, en México ¿podría funcionar, especialmente para algunos sectores y localidades del país?

Vamos a analizar 5 ventajas y 5 desventajas de esta forma de vivir, contextualizando a nuestra región.

Beneficios de vivir en una casa rodante

 

1. Movilidad

 

– En caso de una alerta de huracán es más fácil movilizarse. Si a esto le sumamos que, en caso de regiones como Chiapas y Oaxaca son zonas sísmicas también, los beneficios son evidentes.

– También, las familias deciden viajar con mayor frecuencia y recorrer varios lugares. También, el despertar en un área natural puede ser una experiencia maravillosa.

– Por supuesto, estas casas contemplan aires acondicionados y climatizadores para mediar la temperatura dependiendo la temporada del año y la ubicación.

– En caso de no sentirte cómodo con los vecinos, o que no te guste la zona ni el lugar, el mudarte es una opción práctica que siempre estará a la mano.

2. Costos y gastos

 

a. Costo casa rodante.

Varían muchos los costos, dependiendo si son seminuevos, nuevos, grandes, lujosos, sencillos, etc.

Sin embargo, un estimado (desde uno usado hasta uno nuevo de lujo) están entre los $ 15,000 USD ($ 300,000 pesos) hasta los $ 100,000 USD ($ 2 millones de pesos).

Una casa rodante promedio, está en un millón e incluso un poco menos.

b. Gastos.

Por supuesto que hay gastos de mantenimiento, pero lo mismo que una casa. En general, al ser los espacios más pequeños, estas viviendas son más fáciles y menos costosas de cuidar.

Los gastos varían también si la familia gusta de viajar mucho y cambiar su ubicación, o si se establece en un solo lugar. Si te estableces en un campamento, tendrías que contemplar la cuota.

Por otro lado, al ser un espacio reducido, es poco probable que compres sin contemplar dónde lo vas a poner.

Por lo que es un hecho que vas a terminar ahorrando mucho dinero evitando compras innecesarias.

En cuanto a las aseguradoras, es indispensable considerar el seguro que más se adapte a tus necesidades.

No es lo mismo una familia que viaja mucho, que una que se mantiene por un largo periodo establecida.

3. Conectividad y servicios

 

Hoy por hoy, la conectividad es una parte esencial para mantenernos comunicados. En Estados Unidos, los campamentos donde se estacionan las casas rodantes, cuentan con servicios WiFi.

Incluso, hay algunos que cuentan con albercas y servicios varios.

De la misma manera, estas casas incluyen todos los servicios prácticos (y si no, se les puede equipar): combinación lavadora / secadora, televisores, antenas parabólicas, refrigeradores y camas.

4. Seguridad

 

Este punto entra en ventajas y desventajas, considerando de que estamos contemplando su implementación en México.

Sin embargo, enfocándonos en las ventajas, el tener a los vecinos cerca con mucho movimiento en los campamentos, facilita que haya más ojos que supervisen en caso de robo.

En Estados Unidos, muchos de estos campamentos son patrullados y cuentan con un sistema de vigilancia.

5. Tiempo libre

 

Menos ciudados, menos tiempo de limpieza, áreas naturales cerca… Es un hecho que contarás con más tiempo libre.

Desventajas

 

1. Seguridad

 

Para que realmente sea una opción para un país como el nuestro, realmente se requiere de un sistema de infraestructura que brinde seguridad a los que opten por esta forma de vida.

Tal como en Estados Unidos, sería necesario el abrir campamentos con todos los servicios de seguridad en distintos puntos a lo largo del país.

A su vez, con la inseguridad y los asaltos en las carreteras, puede ser peligroso viajar con todo y todos.

De la misma manera, es indispensable que las carreteras estén bien pavimentadas.

Esta forma de vida, podría adaptarse mejor en pueblos y en ciertas localidades, más que establecerse en ciudades. A menos, de que fuera en zonas aledañas.

2. Adiós a las compras, artículos y posesiones

 

Para muchos, el vivir austeramente y con lo necesario puede resultar en algo sumamente limitante.

Incluso, el proceso de desprenderse de sus cosas puede ser muy difícil para los muy apegados a los recuerdos.

En Estados Unidos, hay familias que alquilan unidades de almacenamiento para guardar todas las pertenencias que no pueden cargar consigo.

Sin embargo, si eres un coleccionista nato, considera que no podrías cargar con: tu colección de libros, álbumes familiares, artículos vacacionales, muebles, cuadros, motocicletas o bicicletas, artículos voluminosos, juguetes, etc.

Pero, si los ingresos de la familia son menores, se pueden adaptar muy bien bajo este esquema.

3. Niños

 

Una desventaja es el poco espacio para el almacenamiento de juguetes. También hay menos privacidad, por lo que la convivencia puede ser muy intensa.

Por supuesto, hay personas que logran adaptarse a toda la familia, sin embargo, a expensas de ciertas comodidades.

4. Mascotas

 

De la misma manera, una mascota puede resultar en menor higiene, polvo, pelo, orina, bichos, etc.

Considerando que el espacio es reducido, ¡imagina lo que podría significar para la cocina!

También el espacio para juguetes o para correr y estirar las patitas, puede ser un reto.

Generalmente, estas familias optan por una mascota pequeña, la cual, esté entrenada para ir al baño en determinados horarios.

5. Privacidad y reuniones

 

La privacidad puede ser un problema. Para empezar, se debe establecer una dinámica familiar que asegure el mayor espacio, comodidad posible y organización de tiempos dentro de la casa rodante.

Por otro lado, si quieres realizar una reunión, tendrás que hacerlo en el jardín o en el área exterior.

Si también pones la música a todo volumen, tendrás que evaluar si esto molesta a los vecinos, especialmente si las distancias son reducidas.

Y tú, ¿consideras que vivir en una casa rodante podría funcionar para algunos sectores del país?

 

Continúa con:

La deforestación podría contaminar más que automóviles y camiones

 

 

 

Tags

Lo Último

Te recomendamos