Almeyda asegura que árbitro Orozco mintió

El técnico de Chivas dio su versión de lo sucedido el pasado sábado

Por Cesar Huerta

Matías Almeyda fue tajante: el cuerpo arbitral encabezado por Roberto García Orozco mintió. La cédula asegura que el sábado pasado fue expulsado por decirle a los silbantes que son un desastre. Pero el “Pelado”, castigado por dos partidos, reveló que lo ocurrido en Monterrey no fue así.

“Digo que hay libertad de expresión y hago una pregunta: ¿existe? Se supone, ¿no? Quisiera preguntar por qué me expulsaron a mí. Estoy siendo suspendido primero porque supuestamente les dije que eran un desastre, cosa que es mentira. La segunda es verdad, esto de que no se puede estar en esa área (pasillo de camino al vestidor)”, explicó este miércoles durante una larga rueda de prensa.

“Me encuentro al árbitro y le pido una explicación por qué fui expulsado. Chocamos porque me tenía que meter a mi vestidor, justo vino él y por eso le pregunté. De hecho lo filmé, porque si no, las palabras se las lleva el viento. Acá es fácil acusar, porque entonces yo te digo ‘vos sos un ladrón’ y a vos te queda el cartel de ladrón. Yo no pude hacer mi descarga como un ser humano normal. Me llama la atención que me den dos partidos. Con Toluca que fue expulsado Hernán (Cristante), pasó lo mismo y le dieron una fecha. Se ve que en Chivas hacen diferencia”, añadió.

“Realmente estoy molesto. De nada sirve venir acá y decir que no pasa nada. Sí, sí pasa. Trato de ser muy respetuoso, poco hablo de ellos, porque se equivocan a favor y en contra, son humanos. A mí me gusta hablar y obtener una respuesta. Si nosotros vivimos en el futbol una especie de, llevándolo a planos políticos, dictadura, entonces tenemos que estar sentados en la banca, no decir nada, decir a todo que sí y así marcha el mundo”, reclamó.

Su versión de la expulsión

Este miércoles, después del entrenamiento en Verde Valle, el técnico de Chivas, Matías Almeyda, apareció frente a los medios de comunicación. Dedicó largos minutos a exigir igualdad y aclarar lo sucedido. Ofreció su versión de los hechos. La razón de su expulsión ante Monterrey.

“¿Saben cómo fue mi expulsión? Cuando cobran el penal, me arrimo. Salgo de mi zona como salen todos los entrenadores, porque si no, tendríamos que estar todos expulsados todo el tiempo. Me arrimé y le dije al línea que para mí no había sido penal, dijo para él sí y empezó a levantar la voz. Si hablo bien, me gusta que me contesten bien. El uso de autoridad no me va. En algún momento de excitación mía le dije algo que siento: ¿a cuántos les dolió que haya salido campeón Chivas? Por eso el línea se alejó y dijo este señor se va”, reveló.

“Cuando viene el árbitro, estaba el cuarto juez y pregunta qué dijo. Respondí eso que le dije y por eso fui expulsado. En ningún momento insulté, en ningún momento los maltraté. Es una opinión que tengo. Me llama también la atención que a muchos les llama diciéndoles ‘a la próxima se va’. A mí me echaron y me dieron dos fechas. Saquen conclusiones de lo que pasa. Por eso digo que a muchos les habrá molestado este doblete que hizo Chivas. Esto, descontando lo que es el plano deportivo”, siguió.

“La falta de libertad de expresión o bloquear la expresión de un ser humano me parece totalmente grave. Si estamos en un partido, le pregunto a la persona indicada y no me puede responder, si no puedo expresar lo que siento, me parece grave. Ahora, si yo voy con malos modos, voy a insultar, obviamente me deben expulsar no dos fechas, (que me den) 70”, aseveró.

Por último, dijo no temer represalias de los árbitros. “No debería. Depende cómo se interprete. La conclusión de esto es que estoy reclamando mi expulsión. Hay una mentira escrita. Estoy siendo tratado de otra manera. Es muy simple esto. No es para agrandarlo ni para ejercer presión. No. Estoy diciendo que conforme más parejo se cobre, mejor futbol vamos a tener, menos momentos feos que vive el futbol habrá y es aportar un granito de arena para mejorar. Me gustaría se interprete de esta manera. Se los aclaro para que mañana no se diga otra cosa”, concluyó el entrenador de Chivas.

Reconoce baja de juego en el equipo

Los números son fríos: tres puntos de 12 disputados. Por eso, al técnico de Chivas, Matías Almeyda, no le queda más que reconocer. Este miércoles, admitió que su equipo se encuentra en un nivel bajo. No es el mismo que conquistó el título del Clausura 2017. Pero confió en que pronto volverá a estar bien.

“Siempre trato de ser objetivo y no equivocarme. Hay una realidad: que no estamos como el torneo pasado. Ahora, futbolísticamente no hubo gran diferencia ante Monterrey, pero sí en el tema de las definiciones. Sabíamos que si Monterrey tenía seis oportunidades iba a meter cuatro goles y fue así. Obviamente, no estamos en el nivel que pretendemos. Está claro y no hay pretexto. Hay que trabajar más y volver al nivel que alguna vez mostró el equipo”, explicó.

“El funcionamiento del equipo no es el de la Liguilla, pero no es el del peor momento tampoco. Nosotros somos conscientes de que siempre llama mucho la atención lo bueno y muchas veces lo regular se señala como muy malo. Acá si no entramos a Liguilla será un fracaso, pero para que vamos exagerando todos los días”, añadió el estratega rojiblanco.

Para el técnico de Chivas, el 4-1 sufrido ante Monterrey no debe ser motivo de alarma. “Este es un partido que perdimos, el primero del torneo. Los otros juegos fueron de regular a bien. Hicimos un gran segundo tiempo con Cruz Azul, excelentes 25 minutos contra Necaxa. No es que los rivales nos superaron, tampoco es para dramatizar. Es verdad, llama la atención que el campeón pierda y se está esperando. Pero aguantaremos”, señaló.

“El diagnóstico es que arrancó Chivas el torneo con un plantel que no estaba completo por diferentes circunstancias. Hemos hecho una pretemporada con muchos jóvenes. No estoy conforme, el equipo tiene que dar mucho más. El partido que perdimos es para sacar conclusiones y desde ahí mejorar. Pero es el primer partido que pierde el equipo en el torneo. Tenemos pocos puntos para lo que pretendíamos tener, pero el equipo va a levantar. Si fue campeón, nadie se olvida de jugar la pelota tan rápido. Está en nosotros darle la vuelta, redoblar y sacar esto adelante”, agregó.

Y finalmente, confió en el que el trabajo permitirá a Chivas volver a ser el de antes. “Está a la vista que el equipo no está parejo. Hacemos muchos estudios en imágenes, en partes individuales, los recorridos, la intensidad, hay montón de herramientas que me ayudan a saber que el equipo no está parejo. Cuando tengamos esos números más parejos, el equipo será el de la Liguilla. Deseo que sea lo antes posible. Para eso entrenamos, corregimos, dialogamos y desde ese lugar dar vuelta a la situación para volver a poner al equipo como estuvo antes”, concluyó.

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo