logo
Rommel Pacheco / @Rommel_PachecoRommel Pacheco / @Rommel_Pacheco
Deportes 14/07/2021

“Quiero retirarme con una medalla de Juegos Olímpicos”: Rommel Pacheco

El clavadista mexicano, Rommel Pacheco, habló con Publisport sobre lo que será su última participación en los Juegos Olímpicos

Rommel Pacheco es una de las cartas fuertes de México para obtener una medalla en los Juegos Olímpicos de Tokio. El clavadista yucateco llegará muy motivado a la justa veraniega ya que sabe que serán sus últimos juegos y se quiere despedir del deporte en el punto más alto.

¡Atención! HEINEKEN México se afianza en el segmento “Ultra”

Conoce más de: Surface Hub 2S y APC Charge, el pizarrón interactivo que está revolucionando la vida digital

En entrevista con Publisport, Pacheco Marrufo señala que Tokio 2020 será diferente a otras competencias de esta índole, pero sabe que los ojos estarán puestos sobre ellos, por lo que dará todo para representar dignamente a México.

Messi tendría acuerdo con el Barça por cinco años más

Ignacio Ambriz: “Al jugador mexicano no lo ven en España, no me apena decirlo”

¿Cómo te sientes de estar cerca de participar en Tokio 2020?
— Muy contento. En 2019 conseguí el pase olímpico para el país, en el selectivo ratifiqué lo que se había confirmado hace dos años. Me quedo con la plaza en el control selectivo, donde demostré que así era como debía haber estado. Ha sido un año bastante atípico después de la pandemia, no se sabía si se iban a posponer los olímpicos, si se iban a cancelar. Este es mi último ciclo, mi última competencia, mis últimos Juegos Olímpicos; entonces estoy contento porque me despido de mi carrera con estos juegos. Sigo entrenando y me sigo preparando para no sólo despedirme con la asistencia, sino con la medalla en Tokio y colgar el traje de baño.

¿Pensaste que se cancelaban los juegos?
— Hace unos ocho meses, un año, había una gran posibilidad de que se cancelaran. La pandemia seguía en pico, no había vacunas, Japón estaba indeciso si se hacían o no. No había mucho que hacer de este lado. Lo único que dije desde el inicio es que me iba a seguir entrenando y preparando, independiente de si se hacían o se cancelaban, pero estar listo para cualquier cosa que pasara. Y así fue, lo tuve que combinar con la campaña política; sí fue algo complicado el poder planificar el estar entrenando en las mañanas y en las tardes y noches estar en la campaña. Afortunadamente fue un saldo positivo en las dos: gané las elecciones como diputado federal y conseguí el pase olímpico. Y ninguna interfirió con la otra, ya que los tiempos de campaña no coincidieron con el selectivo y los juegos son antes de que tome protesta, el 1 de septiembre. Contento de poder culminar mi carrera deportiva con los juegos y posterior a eso a dedicarme a legislar y mejorar a nuestro país, que tanto lo necesita.

Getty Images

¿Qué esperas de Tokio 2020?
— Japón es un país que planifica mucho, que lo hace todo por una razón. Los Juegos Olímpicos siempre van a ser Juegos Olímpicos, tienen esa magia. Van a ser distintos, no va a ser esa fiesta donde veías afuera de los estadios a un mar de personas de diferentes países. Sin embargo, esto va a ser importante a nivel mundial, muchos de los deportistas de diferentes países van a estar ahí, con los cuidados, las medidas de higiene y seguridad. Pero al fin y al cabo los ojos van a estar puestos ahí, no presencial, pero sí a través de streaming, las redes y transmisiones en Internet. Representar a México es un verdadero orgullo, un gran compromiso, una gran satisfacción que he hecho a lo largo de muchos años y, a pesar de que no esté la gente, las banderas como tal, sé que México me va a estar viendo, estará al pendiente y, si gano, si ganamos, obviamente todo el país lo va a ver, lo va a sentir. Es el mismo compromiso, va a ser un poco distinto, seguramente no podrás salir de la villa, si de por sí estás concentrado cuando vas a competir y pocas veces sales del complejo olímpico, ahora será más restringido: llegas, compites y te vas. El objetivo no es tanto vivir la fiesta olímpica, sino ir por esa medalla. Voy muy concentrado y muy enfocado en eso.

¿Crees que te falta afinar algo antes de competir?
— Estoy enfocado 100% en la preparación. Los clavados son clavados que llevo tiempo haciendo. Siempre hay que perfeccionar pequeños detalles técnicos: la salida, el ritmo, un poco de entrada, pero más que nada, mecanizar el movimiento para que los clavados sean lo más constantes. Pero, más allá de lo técnico, ya en los juegos, en este nivel y por los años que yo tengo, es lo mental. Uno cuando llega a una competencia importante hay muchas cosas que están en el escenario, una de ellas son las ganas de ganar, esa misma presión que uno como deportista se pone. Va a ser más un trabajo psicológico.

Getty Images

¿Quiénes serán tus grandes rivales?
— Uno y dos son chinos. El tercer lugar es el inglés. Después de ahí venimos nosotros. Cuarto, quinto y sexto que es donde está un coreano, estoy yo, dos rusos. Le he ganado al inglés y al chino, pero por lo regular están ellos en esos lugares. China no dejó de entrenar, ellos estuvieron concentrados durante toda la pandemia, no como los demás países. Yo entrené en mi casa, buscaba dónde, brincando en la mesa, subiendo las escaleras, donde yo encontrara ahí hacía preparación. No lo pongo como algo negativo o pretexto, me sirvió para despejarme, cambiando de aire y de ritmo, yo lo aproveché de otra manera y el día de la competencia se va a demostrar quién tuvo una mejor preparación tanto técnica como psicológica.

¿Cómo decidiste que Tokio marcará tu retiro?
— Estoy muy agradecido por todas las victorias que he tenido en el deporte, han habido sus derrotas y de esas he aprendido y por eso tengo el carácter y soy la persona que soy el día de hoy. Pero ya tengo 35 años, que es una excelente edad y estoy sano, sin ninguna lesión, sin ninguna cirugía y pretendo seguir así el resto de mi vida. Ya es momento de retirarme en la cumbre, en lo alto, bien. Y creo que es una buena decisión retirarme con Juegos Olímpicos. Estoy muy contento, muy feliz, muy satisfecho, porque es una vida entregada al deporte, una vida entregada a mucho trabajo y culminó bien, termino con el asistir a juegos, pero no sólo quiero asistir, quiero retirarme con esa medalla. El nivel lo tengo a lo largo de estos ocho años en trampolín, donde siempre he estado en finales.

Nicolás Corte