Noticias

La justicia británica confirma la orden de detención contra Assange

En un comunicado, WikiLeaks aseguró hoy que el activista puede afrontar una condena "de por vida" en Estados Unidos por "múltiples cargos", incluidos espionaje, conspiración para cometer espionaje, robo y espionaje electrónico.

Por EFE

La justicia británica mantuvo hoy la orden para detener al activista australiano Julian Assange si abandona la embajada de Ecuador en Londres, donde está refugiado desde 2012, a pesar de que Suecia retiró el pasado mayo la petición de extradición por supuestos delitos sexuales que pesaba sobre él.

La juez de la Corte de Magistrados de Westminster Emma Arbuthnot dictaminó ante una sala repleta de público que el fundador del portal de filtraciones WikiLeaks debe responder todavía por haber vulnerado los términos de su libertad condicional cuando se encerró en la legación diplomática.

En 2010 el portal fundado por Assange divulgó más de 90 mil documentos clasificados relacionados con acciones militares estadounidenses en Afganistán y cerca de 400 mil documentos secretos sobre la guerra de Irak.

Ese mismo año comenzó a airear unos 250 mil cables diplomáticos provenientes del Departamento de Estado de E.U. que se remontaban hasta 1966.

WikiLeaks ha filtrado asimismo más de cinco millones de correos de la empresa de seguridad Stratfor, cables del Pentágono sobre la prisión de Guantánamo, documentos sobre el espionaje de la Agencia de Seguridad Nacional de E.U. (NSA) y miles de correos electrónicos de la ex secretaria de Estado Hillary Clinton, entre otros documentos.

En un intento por desbloquear la situación de Assange en el Reino Unido, el Gobierno de Quito le concedió en diciembre la nacionalidad ecuatoriana y pidió para él un estatus diplomático.

El Ministerio de Exteriores británico se negó sin embargo a aceptar a Assange como un agente diplomático, lo que le habría permitido abandonar la legación ecuatoriana sin ser arrestado.

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo