Destacado TV

Ceremonia 2018: Así fue uno de los mejores festivales alternativos

El Ceremonia se ha consagrado como el festival alternativo por excelencia

Por Publimetro México

Con un clima más amigable que el año pasado, el festival Ceremonia 2018 entregó una edición satisfactoria y bien lograda con música, baile, instalaciones, performances artísticos, juegos mecánicos y hasta una oferta gastronómica bastante variada.

Oferta cultural, entretenimiento y gastronómica

Mientras los escenarios se inundaban de emoción y baile, alrededor los asistentes podían disfrutar de una rueda de la fortuna o las sillas voladoras, y hasta de un muro de escalada. Además, el público también tenía la opción de entrar a la "Silence Party", donde con audífonos podías entrar a una fiesta más íntima aderezada por DJ's. Sin olvidar el food court, donde las opciones iban desde un hot dog de 24 cm, hasta un pulque curado o natural.

Ritual de música y baile

El Ceremonia se ha caracterizado por presentar artistas emergentes, así como presentaciones de la talla de Beck o Soulwax. Mint Field fue la banda encargada de abrir el cartel en el escenario Corona, con una propuesta misteriosa, el dueto de Tijuana comenzó a calentar los motores de los asistentes. Más tarde, Wet Baes se encargó de abrir el escenario principal con su sonido electrónico experimental fusionado con cuerdas que acompañaban las melodías. Así, con ritmos diferentes y una oferta artística alternativa, el Ceremonia 2018 comenzó su sexta entrega.

Pero fue que Bomba Estéreo comenzó la verdadera fiesta en el escenario principal, con su ritmo latino y sabor colombiano, invitó a los asistentes a formar parte de un ritual de baile y música, al compás de Somos Dos, Duele entre otros de sus éxitos, Li Samuet se despidió con Fiesta, sin duda, dejó preparado al público para el resto de la ceremonia del festival. De igual manera, el escenario Corona recibió a Mura Masa, que con un ritmo electrónico y R&B ofreció la fiesta que preparó al público para la llegada de las bandas estelares.

Así, llegó uno de los momentos más emotivos del festival con King Krule, el joven promesa desde Inglaterra, quién con sus melodías que van del rock alternativo al post-punk llenó los corazones de las miles de personas que presenciaron su acto. Caribou, por su parte de también prendió el baile y la emoción del escenario Corona.

St. Vincent por su parte, ofreció un show solemne y melodioso, preparó al público para la llegada de Beck, quién abrió con su éxito más famoso Loser, con la que comenzó otra fiesta llena de baile y emoción, mientras sus fans coreaban las cancionespara luego dar paso a Soulwax en el escenario Corona, banda que con 3 baterías prendió y descontroló a todos los asistentes con sus ritmos electrónicos. Así, el festival llenó de emoción y satisfacción al público.

Loading...
Revisa el siguiente artículo