Destacado TV

Elevan la alerta por inundaciones en Filipinas tras el paso de la tormenta Son-Tinh

La tormenta se desplaza hacia el oeste con vientos sostenidos de unos 65 kilómetros por hora, con rachas de 80 kilómetros por hora.

Por EFE

La tormenta tropical Son-Tinh se intensificó hoy tras su paso por la isla de Luzón, en el norte de Filipinas, donde las autoridades elevaron la alerta por inundaciones a la espera de nuevas lluvias de los monzones.

La Agencia Meteorológica de Filipinas (PAGASA) declaró la alerta naranja en las provincias de Metro Manila, Bulacan, Bataan y Batangas, donde ya se han producido fuertes subidas de agua.

En Manila, las áreas más bajas han sufrido durante la mañana inundaciones en las que el agua llegaba hasta la rodilla de los transeúntes, lo que ha ocasionado importantes atascos en la capital.

Debido a estas complicaciones, el Gobierno filipino ha decretado la suspensión de las clases en todas las escuelas públicas de las zonas en alerta naranja, así como el trabajo en las oficinas gubernamentales a partir de las 13.00 hora local (5.00 GMT).

El nivel de agua en el río Marikina alcanzó al mediodía los 15,8 metros sobre el nivel del mar, por lo que ya se ha emitido una primera alarma y los residentes cerca de la rivera serán evacuados cuando el nivel llegue a los 17 metros.

Las inundaciones y fuertes lluvias también han provocado atrasos y cancelaciones en trenes y en vuelos nacionales.
Además se encuentran bajo alerta amarilla las provincias de Rizal, Cavite, Pampanga y Zambales -también ubicadas en la isla de Luzón- donde ya ha llovido con fuerza y hay riesgo de inundaciones.

Los monzones también afectan las islas de Mindoro, Palawan y las Visayas occidentales, en la región central del archipiélago, aunque tormentas y chaparrones aislados alcanzarán al resto de Filipinas.

En su último boletín, Pagasa informó de que la tormenta se encuentra a 415 kilómetros al oeste de Cagayan, provincia situada en el extremo norte de Luzón, y se adentraba en el Mar de China Meridional a una velocidad de 45 kilómetros por hora.

La tormenta se desplaza hacia el oeste con vientos sostenidos de unos 65 kilómetros por hora, con rachas de 80 kilómetros por hora.

Pese a que la tormenta ya abandonó el área de responsabilidad de Filipinas, las autoridades advirtieron de que las intensas lluvias en Luzón se pueden prolongar hasta el fin de semana porque se aproxima otra depresión tropical por el este del país.

Loading...
Revisa el siguiente artículo