Jake Gyllenhaal revela sus desafíos

Es catalogado como uno de los mejores actores de su generación, cada año aumenta su fama, al asumir papeles cargados de emociones

Por Gabriela Acosta

Jake Gyllenhaal está en plena promoción de la cinta Life: vida inteligente que se estrena este viernes en México.

Su trayectoria habla por sí sola, más de 40 títulos en cine y televisión, lo marcan como un actor de retos.

Durante una breve pausa a su paso por Londres, reveló cuáles son algunos de los desafíos que ha enfrentado en su carrera, incluido el personaje de David Jordan en su más reciente película dirigida por Daniel Espinosa.

¿Cómo viviste el rodaje de Life?

— Hacer el papel de David Jordan en la cinta de Life me provocó varios desafíos, primero porque tuve que pasar toda la película en gravedad cero. Fue un trabajo duro, porque era una doble carga de trabajo emocional y físico.

Estuve colgado todo el tiempo, entre cables, y eso no debe hacerte perder la concentración. Estuve -ligeramente- aterrado, pero tengo a un gran compañero como Ryan Reynolds que me hizo reír hasta olvidar los momentos más complicados.

 

¿Hubo algún miedo?

— Cada proyecto ofrece sus propios retos; por ejemplo estar colgado durante la actuación fue sin duda uno de ellos.

El guión, me dejó aterrado, pero al hacer el papel con mucho tiempo de preparación, me permitió salir con una plena satisfacción.

 

¿Asumes tus personajes como desafíos?

— He tenido la posibilidad de hacer un sin fin de personajes, cada uno fue un desafío en su momento.

He sido homosexual, romántico, payaso, boxeador, un reprimido pastor de ovejas, galán, astronauta… muchos.

He pasado desde temas tan ligeros hasta los más profundos y peligrosos. Creo que he logrado un balance, algo fuera de los estereotipos, en todos los géneros.

Mi carrera está lleno de giros, gracias a los aliados que me he topado en el camino.

 

[gallery ids="873594,873595,873596"]

¿Te divierte tu trabajo?

— Siempre he dicho que hay que disfrutar al trabajar en cualquier proyecto, nunca debe faltar la diversión.

También soy muy perfeccionista pero nunca caigo en los autocastigos; suelo tener un argumento, al cual recurro continuamente: No tengo que cambiar mi cuerpo para interpretar al personaje, no creo que la transformación del cuerpo tenga que ver con el arte de la actuación.

 

¿De qué temas evitas hablar?

— Soy un hombre que guarda en un cofre su vida privada. No puedo decirte cuál es mi bebida favorita, ni siquiera qué sabor de helado me gusta… es algo muy mío. Hay muchas cosas que guardo para mí, que son mis secretos. Tengo mis propias reglas y esas las protejo a todo momento. Creo que la intimidad es mí manera de no caer en los excesos, no necesitan saber acerca de mi familia o qué hago a toda hora… de eso evito hablar.

 

¿Qué enorgullece a Jake Gyllenhaal?

— Mucho he cambiado desde que era adolescente, en ese tiempo me angustiaba lo que la gente pensara de mí, era doblemente aterrador.

Ahora, a mis 36 años, desapareció esa angustia, porque hago mi trabajo para la gente y para mí, hay una doble responsabilidad. Siento orgullo de cada uno de los trabajos que he realizado, lo único que quiero hacer son películas que representesn un desafío.

Estoy trabajando en varios proyectos que van desde la acción, western, drama hasta una cinta biográfica; al final, mi trabajo está hecho para sorprender a la audiencia.

 

 

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo