Yo soy la felicidad pondrá a prueba a los espectadores

La cinta mexicana llega a la cartelera mexicana este 26 de mayo, bajo clasificación "C".

Por Gabriela Acosta

La cinta Yo soy la felicidad ha tenido un camino largo antes de llegar a la cartelera comercial.

Ahora está lista para su estreno, y ya comienza a generar una cierta polémica por los temas que toca como el amor homosexual, la soledad y la insatisfacción de la vida.

Con escenas fuertes entre los protagonistas, el director Julián Hernández busca mostrar una historia amable acerca del autodescubrimiento del amor sin género y la curiosidad como la llave de la felicidad.

“Considero que una película muy amable, mucho más rosa, amorosa que otras de mis cintas como El cielo dividido que estaba plagada de manifestaciones sexuales. Estoy abordando un tema para que desaparezca esa visión obtusa sobre la diversidad”, señaló el director Julián Hernández.

El filme mexicano ha provocado varias reacciones entre el público, ante el tema de la homosexualidad.

“Creo que hay una oleada de homofobia y de fobias, son fenómenos que no sé de dónde vienen esas mafias del poder en el cine. Todos tienen derecho a sentirse distinto frente a una pantalla, ésta en particular ha suscitado dos o tres reacciones que no me esperaba; por ejemplo, alguien en una función me externó de manera alterada su reclamo del porqué los protagonistas no habían usado condón, y sólo le respondí porque no hubo sexo explícito, ni sugerido y todos los planos son arriba de la cintura. Es algo especial, ya que cada quien asume una idea de la historia”.

Agregó: “Alguien me agredió en el Twitter diciendo porque recurría a los desnudos, pero me gusta que provoque varias reacciones”.

Los actores Hugo Catalán, Alan Ramírez, Emilio von Sternerfels y Gabino Rodríguez han recibido elogios por su trabajo en algunos festivales cinematográficos.

“Se trata de una película que mezcla el mundo de la danza junto a la homosexualidad. Es un filme sobre el mundo del cine. Cine dentro del cine. Vemos el proceso creativo de un director en busca de la inspiración, buscando la belleza más allá de lo aparente”, concluyó el cineasta, que espera que el público se atreva a ver Yo soy la felicidad.

 

¿De qué trata?

Emiliano, un director de cine, explora sus procesos y trata de conectar con su realidad inmediata. La historia que filma se mezcla con la realidad cotidiana, su mundo real parece estar visto siempre por el lente de la cámara.

Confundido, solo, siempre frente a la pantalla que es su realidad transfigurada, escucha solitario esa canción que se repite como una oración que lo obliga a seguir el intento de amar.

 

¿Cuándo?

26 de mayo llega a las pantallas de la Repúbilca Mexicana con clasificación C, sólo para adultos.

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo