'La desobediencia de Marte' baja el telón

José María de Tavira y Joaquín Cosío cierran el ciclo de la puesta en escena en el CAE de Zapopan.

Por Gabriela Acosta
Foto | Leve González.
'La desobediencia de Marte' baja el telón

José María de Tavira se encuentra filmando la película Primos en Puerto Vallarta bajo la dirección de José Rubén Rendón.

En un receso del rodaje, el actor mexicano charla con Publimetro sobre la última presentación de La desobediencia de Marte en el Conjunto de Artes Escénicas (CAE) en Zapopan Jalisco.

“Se acaba el ciclo de La desobediencia de Marte y que gusto que sea en Zapopan. Ser de los primeros en presentarse en el Conjunto de Artes Escénicas, supongo que es una labor titánica de la UdeG, el construir ese teatro, en un país donde siempre la cultura ha sido denostada por la economía y los políticos”, compartió José María de Tavira.

La obra  tuvo su primera temporada en agosto de este año en el Teatro Helénico de la Ciudad de México, y a en su cierre, en octubre, se develó una placa por parte de su autor Juan Villoro.

“Viene mucha nostalgia, porque ha sido muy importante para nosotros este año y en nuestra vida. Cada uno le sacó su propio significado, para Joaquín Cosío y para mí, despedirse de La desobediencia de Marte no es fácil y será con una actitud de no decir adiós, sino hasta pronto”.

La obra recrea el encuentro que dos astrónomos tuvieron en 1599. Por un lado, se tiene a Tycho Brahe, un sabio, quien a la sazón tenía las mejores tablas de medición para poder conocer algo más de lo que hasta ese momento encerraba celosamente la bóveda celeste.

Por otro lado, Johannes Kepler era el mejor matemático del momento y ambos se necesitaban mutuamente, pero desconfiaban uno del otro.

De esa mezcla rivalidad-dependencia surgió la teoría que permitió descifrar las órbitas de los planetas, como dice la historia del caso.

“Presentamos lo que a Juan Villoro se le ocurrió escribir, él no es cualquier persona, es un privilegio formar parte de un equipo en el que la creación pasa por la pluma de Juan, que es un intelectual muy importante para la sociedad mexicana y latinoamericana en general. Ser llevados de la mano de un director tan maravillosos como Antonio Castro, y con un monstruo del escenario como Joaquín Cosío, es una experiencia única”.

José María de Tavira puede dejar de hacer cine, televisión pero nunca teatro, porque es algo indispensable como actor.

“Es una arte en vivo y cada función siempre es distinta. Nosotros tenemos que aspirar a llevar al público a reflexionar sobre un tema, hacer que se la pasen bien, conmover y hacer reír".

"El teatro no forma parte de mi carrera, sino de mi vida. Por ahora estoy haciendo una película y cuando termine voy a regresar a la televisión”.

¿Cuándo?

9 y 10 de noviembre a las 21:000 horas en el Conjunto de Artes Escénicas. Boletos de 220 a 660 pesos. La pieza es apta para mayores de 14 años.

 

La desobediencia de Marte Foto | Alberto Clavijo.
Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo