¿Por qué siempre cambia la fecha en que cae Semana Santa?

A muchos les ha parecido "muy temprano" en el año para la conmemoración. Y sí, tienen razón

Por JORGE ALMARAZ

via GIPHY

via GIPHY

Para muchos, esta Semana Santa ha llegado muy pronto en lo que va del año. Y sí, tienen razón.

De acuerdo con lo establecido por Dionisio el Exiguo (un monje matemático creador de la llamada Era Cristiana) en el año 525, la Pascua de Resurrección cristiana debe ser el primer domingo inmediato a la primera Luna llena tras el equinoccio de primavera del Hemisferio Norte. Y si la Luna llena cayera en domingo, la celebración se recorre al siguiente domingo (clarito, ¿no?).

Esta regla se institucionalizó para que la Pascua Cristiana (domingo de Resurrección) no coincidiera nunca con la Pascua Judía (fecha que conmemora el Éxodo del pueblo hebreo de Egipto) y no caer en confusiones.

De hecho, la Pascua Judía se rige por el calendario Lunar y siempre se celebra el 14 de Nisán. Incluso Jesús, siendo judío, celebró esta fecha con lo que ahora conocemos como La última cena, en el cristianismo.

Esta fecha judía siempre cae en la primera Luna llena después del equinoccio de primavera y se celebra así por la tradición de que los hebreos salieron de Egipto con la ayuda de la luz de la Luna.

Así las cosas, el domingo de Pascua cristiano (domingo de Resurrección) puede caer entre el 22 de marzo o el 25 de abril de cada año. Nunca antes ni después.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo