"Día de los Inditos" cumple 144 años

Visitar a la Virgen de Guadalupe cada 12 de enero para pedir por salud y trabajo, es una tradición que los leoneses no dejan morir.

Por René Fúnez

Como cada 12 de enero desde hace más de cien años, el Santuario de la Virgen de Guadalupe recibió a más de 15 mil feligreses que acudieron a recibir la bendición para este año que inicia y cumplir las mandas a cambio de salud y trabajo.

Desde pequeños con pocos meses de nacidos hasta personas de la tercera edad usaron trajes típicos para mantener viva la tradición.

Piden salud y trabajo

María Isabel Luna Rico acudió por segundo año consecutivo para pedir por la salud de su hija y de todos los niños de su familia. Asegura que entre los favores que le concedió la virgen, está el nacimiento de su hija y su buen estado de salud.

Para María es una de las tradiciones que más atesora, pues desde pequeña acompañó a su familia cada 12 de enero para visitar a la Virgen de Guadalupe, una tradición, que dice, busca dejarle a sus hijos.

Piden por salud Entre las peticiones principales, está la salud y el trabajo para todo el año.

“Desde niña me traían, hasta los 12 años yo venía de ‘indita’. Hace un año nació mi niña y ahora sí que fue una manda, porque tuvimos muchas complicaciones (…) le pedimos que nos dé salud, en especial para nuestros hijos”, manifestó la creyente.

Una tradición que no muere

Fue en 1876 cuando el primer obispo de la ciudad, José María Jesús Diez de Sollado Dávalos, dispuso del 12 de enero como el “Día de los inditos”, lo anterior, por la gran cantidad de personas que recibía el Santuario en la celebración del 12 de diciembre, Día de la Virgen de Guadalupe. Con los años, se ha convertido en una de las tradiciones más representativas de León.

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo