El regreso a clases de este lunes llevará a más de 26 millones de alumnos a las aulas de educación básica, aunque la gran mayoría pueda sentirse con estrés y depresión al respecto. Este padecimiento se conoce como síndrome post vacacional y afecta tanto a menores, como a sus padres y maestros.

Sin embargo, no hay de qué alertarse pues se trata de un padecimiento temporal. Para Claudia Sotelo, directora del Centro de Especialización de Estudios Psicológicos de la Infancia, esta es una situación normal ya que: “entre 90% y 95% de los niños van a tener síndrome post vacacional”.

Al respecto, explica que sí puede considerarse un “síndrome”, pues es un conjunto de signos y síntomas. “Así se define en el área de la salud, y está presente tanto en los padres como en los niños”.

¿Cuáles son los síntomas del síndrome post vacacional?

En entrevista para Publimetro, Sotelo indica que existen dos puntos clave, principalmente presentes en los menores de edad: estrés y ansiedad.

“La mayoría de los niños que entran a la escuela están bastante emocionados, excitados, y eso los puede llevar a generar estrés; ya sea que quieran volver a la escuela o no. Además, volver a la rutina, a levantarse temprano, o preparar sus materiales para entrar a la escuela les puede provocar mucha ansiedad”, explica la especialista.

De acuerdo con la Secretaría de Educación Pública, unos 25.4 millones de alumnos regresan a clases este lunes. También 1.2 millones de docentes, quienes también son afectados por el síndrome post vacacional.

“Con ellos tendría que estar más controlado, por su propia condición de ser adultos”, explica Sotelo. Además, ellos “ya regresaron a trabajar, por lo menos, desde hace una semana”.

Recomendaciones para combatir la pesadez del regreso a clases

La principal recomendación que hace la especialista es hablar con los niños: “Hay que hablar con ellos de lo que va a pasar. Darles certeza, sobre todo a los más pequeñitos que tengan su primer día. Si están un poco lloroncitos o verbalizan que no quieren ir a la escuela, hay que conversar con ellos”.

Otra de las sugerencias es irlos a dejar con tiempo. Esto facilita el proceso: “Si yo voy estresada porque ya voy tarde, pues también ellos van a estar igual”.

“Es natural que los niños estén estresados, pero también quieren regresar a la escuela”, explica la directora del CEPI, a quienes pueden seguir en Facebook en el siguiente link.

Síndrome post vacacional no debe durar más de cuatro días

Más que una patología, el síndrome post vacacional es un “trastorno adaptativo” temporal. Al tercer o cuarto día, ya debe de ser normal todo. Por lo que, si excede ese tiempo, puede ser una manifestación de una problemática mayor, la cual debe incluir a las autoridades escolares, como a los padres y expertos o profesionales.

“Si pasan más de cinco días hay que acercarse a los maestros de la escuela y buscar ayuda profesional. Si vemos que transcurren los días y el niño sigue estando ansioso, con insomnio o renuencia a asistir a clases puede ser manifestación de algún problema”.

Al respecto, Claudia Sotelo pone a disposición el teléfono 5516919827. Los padres pueden enviar un mensaje de WhatsApp en caso de requerir asistencia de un experto.

En Publimetro TV

Que tu auto no te complique el regreso a clases, aquí te damos los mejores consejos

 

 

 

Sigue Leyendo

Nacional

Crisis en Venezuela: atraca en La Guaira buque hospital de China para brindar servicios de salud

Nacional

El histórico acuerdo entre China y el Vaticano que algunos sacerdotes consideran una "traición"

Nacional

Asesinan a juez que sentenció a Lord Rolls Royce

Destacados

Luis García se casaría con Christian Martinoli

Lluvia y caída de granizo genera caos en norte y centro de la CDMX

Lele Pons sufre accidente y muestra ropa interior

FOTOS: Ventilan parte de la vida íntima de Cristiano y Georgina Rodríguez

VIDEO: Jugador de pádel se estrella contra pared de cristal en pleno partido