Construcción del Tren Maya respetará medio ambiente y a comunidades: Jiménez Pons

El próximo titular del Fonatur dijo que la nueva política en turismo no tiene que generar opulencia sólo en ciertas zonas

Por Diego Rodríguez

La construcción del Tren Maya ha contemplado los temas ambientales para su construcción y operación, así como las obras de mitigación que sean necesarias, aseguró Rogelio Jiménez Pons, quien será el próximo titular del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur).

En entrevista con Publimetro, el arquitecto dijo que esta obra está contemplada con una nueva visión, en la que se anteponen las preocupaciones de la gente, para a partir de ahí realizar la obra y no construir por ocurrencias.

Te puede interesar: Esta será la ruta del Tren Maya propuesto por AMLO

“Hay que ser prudente con las comunidades, ya tenemos gente atendiendo a varias poblaciones, se trata de una visión distinta en que la gente va primero, en respetar el ámbito ecológico, trabajamos con comunidades locales, con protectores de la biosfera, tenemos que garantizar que se tomen en cuenta todos los puntos y atender la demanda social”, dijo.

Sin embargo, el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) consideró que los proyectos del Tren Maya, el corredor de Istmo de Tehuantepec y la siembra de un millón de hectáreas de árboles frutales y maderables, destruirán los territorios de los pueblos indígenas.

De acuerdo con La Jornada, después del encuentro de las Redes de Apoyo al Consejo Indígena de Gobierno (CIG), el subcomandante Galeano dijo que la cuarta transformación que propone Andrés Manuel López Obrador es la cuarta transformación del PRI, ya que es la continuidad del sistema de dominación.

Por lo que, agregó, defenderán los territorios “hasta la muerte”, ya que temen que el gobierno responda con violencia, además condenó el olvido al que han sido sometidos los pueblos indígenas.

Rogelio Jiménez Pons Rogelio Jiménez Pons, próximo titular del Fonatur / Foto: Cuartoscuro

 

Aunque a decir de Pons, al contar con el derecho de vía no habría demasiados alegatos en el tema ambiental, ya que los caminos, líneas eléctricas, ductos y demás infraestructura no tiene vegetación sobre ella.

“También consideramos a los pueblos originarios, tenemos que hacer consultas a partir de la ampliación que se anunció. Eso es parte de nuestra metodología, si no pasamos por eso, no estamos haciendo nuestro trabajo, no podemos darnos el lujo de no tomar en cuenta a los actores fundamentales.

Un buen gobierno tiene que buscar primero el beneficio de la gente, que todos se incorporen, que la gente que tenga temores ambientales sea atendida y resolver los problemas, si es que los hay, refirió.

Un tren para todos

El pasado 14 de agosto, Miguel Torruco Marqués, próximo secretario de Turismo, dijo que este medio de transporte será “rápido, puntual, eficiente, contará con vagones para transportar a los trabajadores del corredor turístico, vagones para clase turística y también camarotes de lujo, carro comedor con gastronomía típica de la región y salón fumador”.

Sobre este tema, Jiménez Pons explicó que el tren usará tecnologías amigables con el medio ambiente con el uso de biodísel, pero también eficiente, por lo que en algunos tramos podrá circular a una alta velocidad, aunque en promedio se movería a 160 kilómetros por hora.   

Actualmente, un recorrido en autobús por estos puntos tiene un costo de unos mil 383 pesos en clase popular, mientras que en categorías más altas el precio podría alcanzar los mil 756.

“Estamos en el momento de los ajustes, porque con la ampliación de 800 a mil 500 kilómetros se ha generado mayor interés de los inversionistas para que la Península de Yucatán y el sureste estén integrados, a través de un tren que queremos que use las normas más exigentes en materia ambiental, como la del tren de California”.

Dijo que el tipo de vagones serían determinados por el mercado, pero que puedan ser usados por el turismo de mayores recursos a segmentos más bajos, así como para los empleados, incluso se tiene previsto que las primeras corridas sean para quienes laboran en la Riviera Maya.

“Ya no se va a valer el desarrollo turístico entre la opulencia y la miseria, tenemos que generar las condiciones para que haya mas oportunidades para todos”.

Para esto también es necesario que Tabasco, Chiapas, Quintana Roo, Campeche y Yucatán trabajen en la generación de nuevos productos turísticos, en desarrollar más centros de atracción, con lo que también se fomentarían inversiones inmobiliarias que beneficien a más personas.

“Debemos tener una infraestructura asociada a una estrategia territorial que genere nuevos polos de desarrollo, pero con respecto a las comunidades, desde cosas simples como una terminal que puede generar negocios inmobiliarios, hasta beneficiar a territorios de varias centenas de hectáreas, sobre todo en el sur de la península, como Calakmul, Tenosique y Palenque.

“Queremos que la gente ubique a este proyecto de desarrollo regional con una visión de planeación a 30 o 50 años, que abrirá caminos al desarrollo, estos lugares donde hay grandes recursos merecen ser aprovechados en beneficio de la generación de empleos, de las actividades agropecuarias, de la agricultura; en este sentido, en la noche el tren va a ser usado para carga y abastecer a los centros de consumo, como Cancún, pero esto también puede ser para Tabasco y Chiapas”, concluyó.

VIDEO RECOMENDADO EN PUBLIMETRO TV: 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo