"El Niño" podría estar relacionado con el varamiento de ballenas

Por El Informador

En lo que va del año, varios cetáceos han sido encontrados varados en las costas de distintos lugares del globo sin que se conozca a ciencia cierta cuáles son las causas, aunque los expertos no descartan su relación con el fenómeno meteorológico de “El Niño”.

En el litoral del mar del Norte se hallaron los restos de 10 cachalotes, cinco de ellos con señales de haber muerto tras horas de infructuosa lucha por liberarse; asimismo, un centenar de ballenas piloto murieron al Sur de India y siete ballenas grises y una jorobada quedaron encalladas en diferentes puntos de Baja California Sur.

Los especialistas señalan como una de las causas a “El Niño”, ya que este fenómeno modifica la temperatura de las corrientes oceánicas y podría estar alterarando el curso migratorio de los mamíferos marinos.

Efectos parecidos, producto del cambio climático, podrían estar influyendo en los cetáceos, sobre todo en los océanos Atlántico e Índico. 

Otras posibles causas podrían ser la topografía compleja de las costas, los cambios bruscos en las condiciones oceanográficas, disturbios geomagnéticos, accidentes en la persecución de presas o escape de predadores, efectos de toxinas naturales, efectos de polución antrópica y contaminación sonora.

Equipos de veterinarios se trasladaron a las costas alemanas y holandesas para examinar a los cetáceos muertos, de entre 10 y 15 metros de longitud, para tratar de esclarecer si su comportamiento. En esas aguas no es habitual la presencia de estos cetáceos. 

En India, las autoridades pidieron ayuda a expertos para determinar por qué los animales aparecieron en  la playa, ya que según registros locales, la última vez que ballenas aparecieron en esa zona fue en 1973.

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente reportó por su parte que el cuerpo de una ballena jorobada fue hallado en Playa Almeja, en la costa Este de Ensenada, Baja California Sur, mientras que siete ballenas grises vararon a la orilla de la Laguna Ojo de Liebre, en el mismo Estado. Ambas especies están enlistadas en la categoría de “protección especial”.

La dependencia detalló que los cadáveres no tenían alguna afectación relacionada con la pesca o actividad antropogénica, pero debido al avanzado estado de descomposición que presentaban, no pudieron determinar de manera más exacta las causas de la muerte. 

FAUNA MARINA
Contaminación las afecta en Europa

Los cetáceos que viven en aguas europeas presentan una elevada concentración de bifenilos policlorados (PCB), un contaminante químico industrial organoclorado, según un estudio de la Sociedad Zoológica de Londres con investigadores de la Universidad de Barcelona (UB). 

La investigación, que publica la revista Science Reports, está basada en estudios del tejido de mil 081 cetáceos (ballenas, delfines y marsopas), y establece que en Europa, las orcas (Orcinus orca), los delfines mulares (Tursiops truncatus) y los delfines listados (Stenella coeruleoalba) son las especies que tienen concentraciones más altas de PCB del planeta.

Uno de los responsables del estudio, Álex Aguilar, de la UB, explicó que han obtenido una imagen global de la tendencia de los últimos 25 años y han visto que los niveles de PCB, más de 30 años después de su prohibición, son excesivamente elevados en aguas europeas en el tejido de los cetáceos, tanto en el Atlántico como en el Mediterráneo, donde la concentración es aún mayor. 

Las concentraciones de estos productos químicos tienden a permanecer más altas cerca de las zonas industriales y centros urbanos densamente poblados, por lo que las aguas europeas son especialmente vulnerables.

En concentraciones elevadas, los PCB tienen efectos negativos en las especies marinas: son inmunosupresores potentes, interfieren en la reproducción y el crecimiento de los animales y provocan problemas hepáticos y hormonales. 

Los calamares gigantes también sufren

Miles de calamares gigantes han muerto en el litoral de la isla de Santa María, frente a las costas de la provincia de Arauco, Chile.

La invasión de los cuerpos de aproximadamente 10 mil moluscos en las playas, ha provocado una alerta sanitaria, además de la preocupación de biólogos y habitantes ante lo extraordinario de este hecho.

Biólogos apuntan a que la muerte masiva de calamares puede haber sido provocada por la temperatura elevada del agua de mar provocada por “El Niño”, y aún no descartan la posibilidad de un episodio de contaminación. 

Aunque la llegada de peces y moluscos muertos a las costas de Santa María es relativamente común durante la temporada de verano en el Hemisferio Sur del continente, nunca antes se había registrado un suceso de tales dimensiones.

PARA SABER
Un migrante gigantesco

Las ballenas jorobadas, también conocidas como yubartas, pertenecen al grupo de mamíferos que realizan las migraciones más largas.  Durante los meses cálidos se mueven a aguas gélidas para buscar alimento. Al llegar el invierno, nadan hasta las aguas ecuatoriales para reproducirse.

EL DATO
Más casos

En junio, en la Patagonia chilena, se encontraron muertas 330 ballenas de la especie Sei.

También puedes leer

Fuerte nevada paraliza gran parte de la costa este de EU

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo