¿Cómo entender el voto latino en EU?

Queda claro que va de lado demócrata pero no con Hillary, quien pertenece a la alta esfera de ese partido y quien es criticada por perdonar la infidelidad de su marido

Por Omar Pérez

Para entender cómo opera y razona el voto latino en los Estados Unidos hay que tener claro dos cosas.

La primera, que las últimas encuestas previo al inicio de las elecciones primarias no son un parámetro para determinar qué candidato será el elegido, la segunda, que en las prioridades de los ciudadanos estadounidenses, la migración no es un tema clave al momento de emitir su sufragio.

Han pasado las elecciones primarias en Iowa, un estado conservador donde el voto evangélico decide, por ello Ted Cruz resultó triunfador y con poco peso latino para los demócratas. Por lo tanto, es temprano en la contienda para definir al candidato republicano y demócrata rumbo a la presidencia de Estados Unidos y las encuestas ya se han topado con la realidad.  

De acuerdo a la última medición de MSNBC/Telemundo y Marist, la pre candidata Hillary Clinton le ganaría el voto latino a todos los aspirantes republicanos con el 61% de la preferencias electorales. Sin embargo, la encuesta de la cadena Univisión realiza para saber la preferencia latina por los pre candidatos demócratas, el 62% del voto favorece a Bernie Sanders y el 61% a Hillary Clinton.

Lo hecho por Sanders ya es meritorio. Empara técnicamente a Clinton en Iowa y recauda 20 millones de dólares solamente en el mes de enero con apoyos de pequeños donantes y sin respaldo de los grandes corporativos. En este país la elección se gana con millones de dólares, factor a favor de Clinton.

Queda claro que el voto latino va de lado demócrata pero no con Hillary, quien pertenece a la alta esfera de ese partido y quien es criticada por perdonar la infidelidad de su marido en aras de mantenerse en la clase política.

Sanders, identificado con la lucha e ideales de Martin Luther King Jr. es un político que siempre ha apoyado a los sectores más desfavorables de Estados Unidos, congruente y con nulo historial sucio.  

La inmigración ilegal nunca fue un tema de agenda para Obama y por lo tanto tampoco para el voto latino, conformado por ciudadanos de segunda o tercera generación, de orígenes latinos y ex residentes permanentes cuyos intereses en algunos casos están alejados del tema migratorio que escala en la agenda solo en época electoral.

De lado republicano, quedaron abajo las mediciones que daban como puntero a Donald Trump. Al  momento de votar, los republicanos prefieren a un político de carrera como Ted  Cruz y no al estruendoso discurso de Trump que pone en peligro la seguridad y la economía, temas siempre decisivos para el electorado en Estados Unidos.

Será en el super martes de New Hampshire donde se perfilarán los candidatos de forma más clara para ambos partidos, si Bernie Sanders mantiene el ritmo puede superar a Hillary Clinton, solo le faltarian los millones de dolares para ganar la candidatura porque el voto latino ya lo tiene asegurado.

Loading...
Revisa el siguiente artículo