Mancera cambia camioneta por taxi eléctrico por contingencia ambiental

Por Israel Zamarrón

El Jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, llegó esta mañana a su oficina a bordo de un taxi eléctrico debido a que la Zona Metropolitana del Valle de México continúa bajo contingencia ambiental fase I por ozono.

La fase I de contingencia ambiental se decretó desde la tarde del lunes; hace 14 años la Ciudad de México no vivía una contingencia ambiental por ozono, la última vez que se activó fue el 18 de septiembre de 2002.

Publimetro publicó que en 20 años, el parque vehicular de la ZMVM creció más del doble, al pasar de dos millones en 1990 a 5.5 millones en 2015; a un ritmo de 250 mil autos por año para 2020 habrá 7.5 millones; incluso datos del Centro Eure revelan que el parque vehicular creció más que la población de 1980 a 2010.

Los 5.5 millones de vehículos que circulan en la Zona Metropolitana del Valle de México (ZMVM) consumen 47 millones de litros de combustibles al día, de acuerdo con el Inventario de Emisiones 2012 elaborado por la Secretaría del Medio Ambiente capitalina.

Un estudio de movilidad elaborado el año pasado por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) señala que la Ciudad de México tiene el peor congestionamiento vial del mundo sólo por detrás de Estambul, en Turquía.

El experto de Greenpeace, Gustavo Ampugnani, dijo que esta contingencia debe ser tomada como una crisis ambiental que requiere de soluciones más audaces a corto y mediano plazo.

Una de ellas es dejar de privilegiar al automóvil, lo cual, aclaró, no significa una guerra contra éste, sino desincentivar su uso, pero para ello hay que redistribuir los estímulos para que vaya a gente que usa otro modo de transporte.

“En vez de ir a construcción de puentes, deprimidos, segundos pisos, tiene que ir a construir más Metrobús; operar de otra forma las líneas del Metro”, opinó.

Y agregó: “esto (de la contaminación del aire) va a seguir ocurriendo si la raíz del problema no se cambia. La raíz es que estamos inundados de coches; donde antes había ríos de agua ahora son ríos de coches, porque esos espacios han sido fragmentados para darle más espacio al coche”.

TE RECOMENDAMOS

Autos ahogan a la Ciudad de México

 

 
Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo