#Confidencial: Linconsa, la leche de la discordia

Desde la oposición ven que la medida de reducir su precio a un peso el litro en los 150 municipios más pobres del país, tiene tintes electorales, más que de desarrollo social

Por #CONFIDENCIAL

La leche, especialmente la de Liconsa, cuyo titular es el priista Héctor Pablo Ramírez Puga, está enfrentando a la clase política mexicana. Desde la oposición ven que la medida de reducir su precio a un peso el litro en los 150 municipios más pobres del país, tiene tintes electorales, más que de desarrollo social. Este fin de semana arranca el proceso electoral para renovar 12 gubernaturas y también comienza la vigencia del peso por litro de leche, por lo que una de la medidas que pondrán en marcha, para que este alimento no se visto como un intercambio a favor del voto, es que la reducción del precio se extienda en todo el país y que sea de manera permanente.

El estudio que pagó el Senado de la República para conocer las propiedades de la arrachera ya llegó a la contraloría interna de la misma Cámara Alta, lo que significa que los legisladores le pasaron la bolita a la burocracia y posiblemente ahí quede este asunto que han sido fuertemente criticado en redes sociales. Sin embargo, los representantes populares se la han pasado vacilando con el tema y cada que ven al senador del PAN, Fernando Herrera, quien ordenó este estudio que costó casi 210 mil pesos del erario público, le piden que haga otro más de la cecina de Yecapixtla, en Morelos.

Luego del periodo de tres meses que durarán las medidas anunciadas por la Comisión Ambiental de la Megalópolis (CAMe) podría haber anuncios interesantes. Por ejemplo: la creación de ecozonas en las que la entrada a los autos estará restringida o podría tener un costo; además, se contempla la suspensión por horarios de circulación de camiones de carga, principalmente en el Valle de México. Estas medidas serían las alternativas a la homologación del Hoy no circula que ha propuesto el jefe de Gobierno de la Ciudad, Miguel Ángel Mancera, y que gobernadores como los de Hidalgo, Morelos y Puebla han rechazado.

Otra de las medidas que suenan, pero más tímidamente porque nadie se quiere aventar aún el compromiso económico, es la construcción de otras líneas de Tren Suburbano que conecten a los municipios conurbados con las 16 delegaciones de la capital.

Quien por estos días anda muy calladito es Guillermo Calderón, director del Sistema Metrobús. La última vez que anunció una renovación en la flotilla de autobuses que cumplieron su vida útil fue en 2014, hace dos años. Si a eso le sumamos que aún hay estaciones del Metrobús que funcionan a base de plantas de gasolina, como la de Buenavista, el Metrobús no es precisamente el sistema de transporte más ecológico que digamos.

Loading...
Revisa el siguiente artículo