Evo Morales espera que "golpe" a Rousseff no afecte la economía de AL

El presidente de Bolivia afirmó que la suspensión de Dilma Rousseff fue un "golpe congresal y judicial"

Por EFE

Evo Morales, reiteró hoy su condena a lo que considera un “golpe congresal y judicial” en Brasil contra la presidenta Dilma Rousseff y deseó que lo ocurrido no perjudique a la economía de Latinoamérica.

“No comparto que haya un golpe de carácter congresal y judicial. Como no hay golpe militar, ahora tal vez los conservadores están en el órgano judicial, o tal vez la mayoría del congreso es de derecha para dar golpe a un gobierno del PT (Partido de los Trabajadores)”, sostuvo el mandatario boliviano en un discurso en el este del país.

“Ojalá este hecho político no haga mucho daño a Suramérica o a América Latina económicamente”, agregó el mandatario.

Resaltó que todo el mundo conoce la potencia económica que es Brasil y que cuando en ese país hay cualquier conflicto, “hay inestabilidad política también se hace mucho daño a la economía regional, suramericana, hasta latinoamericana”.

El Senado brasileño decidió el jueves iniciar un juicio político a Rousseff con fines de destitución, que deja sus funciones presidenciales en suspenso hasta el final del proceso judicial.

La Presidencia de Brasil la ha asumido de forma interina el vicepresidente Michel Temer.

El nuevo canciller brasileño, José Serra, ha rechazado las críticas hacia lo ocurrido en su país y ha advertido con que “subirá el tono” si fuera necesario para responder a las “falsedades” de quienes cuestionan el proceso que suspendió a Rousseff.

En su discurso, el gobernante boliviano agregó que es diferente cuando la derecha gana democráticamente el poder en las urnas como sucedió en Argentina, en referencia al presidente Mauricio Macri.

“Ganó la derecha, respetamos, aunque internamente tendrá (en Argentina) sus consecuencias en temas sociales”, apuntó.

Morales también opinó que a diferencia del pasado, cuando el “imperio” usaba a militares para dar golpes e imponía dictaduras en Latinoamérica, ahora hay “militares nacionalistas, izquierdistas”.

Por eso, agregó, ahora la derecha, las corrientes políticas conservadoras, procapitalistas, proimperialistas usan a los órganos Judicial y Legislativo para atentar “contra la democracia”. 

TE RECOMENDAMOS

Suspensión de Rousseff, un golpe de timón a la geopolítica regional

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo