"Disparar a matar”, propone virtual presidente de Filipinas

Entre las políticas que quiere implementar el virtual presidente de Filipinas están la "Pena de muerte" y “disparar a matar”

Por Notimex

El virtual presidente electo de Filipinas, Rodrigo Duterte, dio a conocer hoy los planes de sus futuras políticas de gobierno, entre las que destacan la restauración de la pena de muerte en el país y la orden de “disparar a matar” al que cometa crímenes atroces.

Duterte, quien se perfila como ganador de las elecciones presidenciales de hace una semana con casi 16 millones de votos, afirmó que quiere volver a implantar la pena de muerte en el país, abolida en 2006 por la entonces presidenta de Filipinas, Gloria Macapagal Arroyo.

“Llamaré al Congreso para que se restaure la pena de muerte en la horca”, indicó el alcalde de la sureña ciudad de Davao, en su primera rueda de prensa desde la jornada electoral del pasado 9 de mayo y ante la inminente confirmación de su victoria.

Pese a que la Comisión Electoral aún no concluye el escrutinio, ya que ha contabilizado el 96.14 por ciento de los distritos electorales, Duterte se perfila como el ganador absoluto con casi 16 millones de votos, seis millones más que el saliente ministro de Interior, Mar Roxas.

Ante su inminente proclamación oficial como presidente electo de Filipina, Duterte reiteró que cumplirá con una de sus promesas de campaña: “lanzar la guerra contra el crimen”, lo que implicará reintroducir la pena capital y acabar con la delincuencia

“Los que destruyen las vidas de nuestros hijos serán destruidos. Los que matan mi país serán matados. Tan simple como eso. No hay término medio. No hay excusas. No hay excusas”, subrayó Duterte, según reporte de la edición electrónica del diario The Phil Star

“Rody”, cómo lo llaman sus seguidores en Filipinas, consideró que quienes cometan delitos como el tráfico de drogas, violación, asesinato, secuestro y robo con violencia deben ser condenados a la horca y quienes cometan más de un delito grave “deben ser colgados dos veces”.

“Después de que se cuelguen en primer lugar, habrá otra ceremonia por segunda vez hasta que la cabeza esté completamente separada del cuerpo”, indicó el virtual futuro mandatario filipino.

Al preguntarle por qué no usar la inyección letal, que se considera como más humano para cobrar la pena de muerte, Duterte dijo que la horca será mucho mejor, ya que infundirá miedo entre los criminales, además de que la inyección, “es prácticamente indolora”.

El político consideró que para combatir la delicuencia también pedirá a la policía y las fuerzas de seguridad instaurar la orden de “disparar a matar” a todos los vendedores de drogas y otros delincuentes, que sean buscadas por las fuerzas del orden y se resistan con violencia.

“Mi pedido a la policía o los militares es disparar a matar”, dijo Duterte, tras aconsejar a los agentes de policía que estén implicados con organizaciones delictivas y de la droga abandonar el servicio antes de que asuma su puesto.

Ya sean generales o sólo los hombres de la patrulla, si está contaminados con la drogas enfrentarán cargos por traición, destacó el virtual presidente electo de Filipinas, quien de ser ratificado como ganador de las elecciones prestará juramento el próximo 30 de junio.

Duterte, quien ha sugerido en el pasado que 100 mil personas morirán bajo sus nueva política ofensiva contra la delicuencia y que sus cuerpos serán vertidos en la bahía de Manila.

Durante la conferencia de prensa, Rody dio a conocer la lista con de sus planes, entre los que destacan los siguientes puntos:

Restablecer la pena de muerte para crímenes atroces (violación con muerte de la víctima, secuestro con rescate, robo con homicidio)

Control de las drogas y el delito

Suprimir el crimen en sus primeros 100 días

Toque de queda obligatorio queda para menores de edad y la detención de padres a quien debido a negligencia no cumplan con la medida

Prohibición del consumo de bebidas alcohólicas en lugares públicos

Duterte también reveló los nombres de los posibles miembros de su gabinete y admitió que está dispuesto a ofrecer algunos de los puestos principales del gobierno al Partido Comunista de las Filipinas, si deciden unirse a su gobierno.

“Aunque soy el presidente, me considero igual a ustedes en términos de derechos y responsabilidades”, dijo Duterte.

TE RECOMENDAMOS

Manny Pacquiao, a un paso de ser senador en Filipinas

Loading...
Revisa el siguiente artículo