“Pese a inversiones, transporte es inseguro y deficiente”

El Centro Mario Molina advirtió que el rezago en el crecimiento de infraestructura generó el uso intensivo del automóvil, lo cual impacta en la calidad del aire

Por Israel Zamarrón

El Centro Mario Molina criticó que pese a las inversiones que se ha hecho en transporte público, éste mantienen condiciones de inseguridad, deficiente desde el punto de vista de calidad y seguridad para los usuarios y altamente contaminante, como los microbuses y las vagonetas o combis.

“A pesar de las inversiones en transporte público que han realizado los gobiernos de la Ciudad de México, el Estado de México y la Federación en los últimos años, la oferta sigue siendo no sólo insuficiente, sino altamente deficiente desde el punto de vista de calidad y seguridad para los usuarios”.

Así lo comentó la organización en un documento publicado en en días pasados titulado Soluciones de fondo para mejorar la calidad del aire del Valle de México, y en el que proponen seis grandes acciones para reducir los niveles de contaminación de la región.

TAMBIÉN PUEDES LEER

Proponen 29 rutas de Metrobús para desincentivar auto

Casi la mitad de hologramas cero superan límites de emisiones

Para la organización, este rezago en calidad del servicio “explica, en gran parte, el uso intensivo del automóvil en el Valle de México”, donde existe un parque vehicular de 5.5 millones de vehículos motores.

En la Zona Metropolitana del Valle de México (ZMVM) se realizan día 21 millones de viajes al día, de los cuales el 70% son en transporte público y el resto en auto; de los casi 15 millones de viajes que se hacen en transporte público, el 60%, es decir, nueve millones, se hacen en microbuses y combis.

La ZMVM tiene 12 líneas de Metro (226 km), seis de Metrobús (125 km), tres de Mexibús (57 km), una de tren suburbano (20 km) y una de tren ligero (25 km). Además de ello, cuenta con 93 rutas organizadas de transporte colectivo (RTP) administradas por el Gobierno de la Ciudad de México.

“A pesar de contar con esta red de infraestructura disponible de transporte público, aproximadamente el 60% de los viajes que se realizan en transporte público en la ZMVM es atendido por el transporte concesionado operado por particulares”.

Renovar

Esto incluye a 35 mil microbuses que en promedio tienen más de 20 años de antigüedad, y son altamente contaminantes, además de ser un peligro desde el punto de vista de seguridad vial y a las combis, de las que hay unas 80 mil en operación, cuatro veces más de las que existían en 2004.

Cálculos del Centro Mario Molina indican que “el costo estimado de sustituir todas las unidades en circulación en el Valle de México, después de haber hecho más eficiente el sistema, sería del orden de 20 mil millones de pesos”.

Además para cubrir el rezago en infraestructura de transporte público se requiere, de acuerdo a los análisis del Centro Mario Molina, sostener en los próximos diez años una tasa de expansión anual de los sistemas de transporte masivo de por lo menos 40 km por año, a la vez que se garantice la integración entre los sistemas de la Ciudad de México y del Estado de México, que son actualmente independientes entre sí, incluyendo un modo de pago único.

En ese sentido propuso la integración de la nueva línea de Mexibús Tecamac- Indios Verdes con la Línea 1 del Metrobús Indios Verdes- El Caminero, “lo que permitiría que los autobuses de ambos sistemas compartan segmentos del corredor y evitaría que los pasajeros tengan que transbordar en Indios Verdes”.

El Jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, ha dicho que con los casi siete mil millones de pesos que gestionó ante la Secretaría de Hacienda, se sustituirán 10 mil taxis eléctricos, trolebuses y camiones para la RTP, es decir, sólo una sustitución, pero expertos han advertido que con ese recurso podría hacer tres líneas de Metrobús, que beneficiarían a más gente.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo