Alumnos de escuela indígena destacada padecen falta de libros

Docentes y miembros de la sociedad civil señalaron que es necesario atender los rezagos en la infraestructura de las instituciones educativas que se encuentran en comunidades indígenas

Por IGNACIO GÓMEZ VILLASEÑOR
El maíz: Una semilla ancestral de origen mexicano

Los maestros de una escuela que se ubica en la comunidad de Filomeno Mata —una de las más pobres del estado de Veracruz— iniciaron en la Ciudad de México una colecta de libros, revistas científicas, enciclopedias y diccionarios para enriquecer su biblioteca a la que difícilmente llegan estos materiales.

Las donaciones podrán ser realizadas por cualquier persona y se recibirán hasta el próximo 27 de agosto en una casa de la colonia Del Valle; sin embargo, es necesario ingresar a la página de Facebook “Un libro por la Sierra del Totonacapan” para coordinar las entregas, por cuestión de horarios.

Los alumnos que se beneficiarán son los que acuden diariamente al plantel 12 del Colegio de Estudios Científicos y Tecnológicos del Estado de Veracruz (Cecytev), quienes ya han destacado en competencias estatales como las Olimpiadas Matemáticas y el Concurso de Comunicación.

Incluso todos los docentes de esta institución que presentaron la evaluación que derivó de la reforma educativa pudieron superarla satisfactoriamente y piden que continúen sus capacitaciones para que cuenten con mayores herramientas que ayuden a optimizar la educación de sus estudiantes.

De acuerdo con la maestra Humberta Carlos Rosas —quien además de ser licenciada en Pedagogía tiene una maestría en Administración—, el problema es que no hay suficiente material impreso que permita a los jóvenes satisfacer su deseo de aprender y actualizarse con lo que sucede en el exterior.

“Como es una zona indígena apartada, el periódico generalmente no llega y las revistas también son difíciles de adquirir. Debido a esta situación he visto que hay jóvenes a los que les gusta leer pero muy difícilmente adquieren un libro o una revista”, sostiene.

De acuerdo con el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), en el municipio de Filomeno Mata más del 92 por ciento de la población padece pobreza y además prácticamente la mitad de sus habitantes enfrentan de una condición de rezago educativo.

Al ser una zona indígena, explica la maestra Humberta, los jóvenes suelen tener una familia numerosa, por lo que al concluir el bachillerato inmediatamente deben entrar a trabajar para ayudar a sus hermanos menores, así que ésta podría ser su última oportunidad para acercarse a los libros.

Es por esta razón que cada año buscan el apoyo de la ciudadanía para obtener cualquier material bibliográfico que pueda ayudar a estos jóvenes a sobresalir y se invita a quien lo desee a visitar el plantel para dar cuenta del uso que se le dará a todos los libros que sean donados.

En tanto, Alejandro Mayoral, fundador y miembro del consejo directivo de la organización Magtayaní —que se encarga de brindar apoyo para el desarrollo de las comunidades indígenas—,  precisó que principalmente requieren material que pueda servir para estudiantes de educación media superior.

“Al no ser una localidad principal, la cantidad de recursos para infraestructura y para desarrollo de proyectos educativos que se le asignan a la escuela es completamente limitada”, advirtió Mayoral.

TE RECOMENDAMOS

Las lenguas indígenas en México que están en peligro de extinción

VIDEO DESTACADO

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo