Conoce Desafío LATAM

Por ALEXANDRA ORTIZ

Sin importar el grado académico con el que cuentes, la capacitación y el aprendizaje siempre son una prioridad en tu carrera, sobre todo si deseas desarrollarte en el ámbito de la tecnología. Desafío LATAM es una opción para los estudiantes latinoamericanos que desean participar en bootcamps y workshops relacionados con programación, desarrollo de apps y videojuegos. Actualmente cuenta con cursos en la Ciudad de México, Guadalajara y Monterrey, por lo que Diego Arias, CEO de Desafío Latam, nos habló a detalle de lo que consiste el programa.

¿Cómo inició el proyecto de Desafío Latam?
—Desafío Latam nace como un simple sueño de dos emprendedores de generar un cambio radical en la economía de los países de Latinoamérica. Esto para dejar de ser simples productores de commodities y pasar a ser líderes en innovación y tecnología.

¿Qué necesidades laborales y de innovación identificaron en la región?
—De partida nuestra región, Latinoamérica, presenta la mayor escasez de programadores en el mundo, incluso menos que África, esto tanto en términos porcentuales como absolutos.
A lo anterior se suma lo que viene diciendo hace ya 3 años la CEPAL (Comisión Económica por Latino América y el Caribe) y es que nuestra dependencia de economías en materias primas debe terminar para dar paso a servicios con un verdadero valor agregado, para lo cual se necesita integrar tecnología y personas de conocimientos técnicos, las cuales hoy no tenemos.
Es así que con el objetivo de entregar los talentos digitales que nuestra región necesita, nace Desafío Latam, una academia digital de programas intensivos de corta duración y centrados a entregar las herramientas prácticas que el mercado está fuertemente demandando.

¿Cómo definirían la industria de las apps y videojuegos, y las propuestas de innovación de la región?
—Ambas industrias están en crecimiento y se proyecta que esto se mantenga en el tiempo, de hecho es la raíz de esto es que se están haciendo tantas campañas a nivel mundial con el objetivo de promover carreras que provean de los talentos digitales que aún más se prevé escasearán.
En cuanto a propuestas de la región, aún está bastante incipiente, sin embargo, este último año se ha visto como ha ido tomado fuerza dado los apoyos de gobierno  por fomentar el emprendimiento, lo que ha ayudado bastante para promover el ecosistema de innovación y desarrollo, el cual necesita fuertemente más que personas comerciales, personas de áreas técnicas.

¿Qué certificaciones internacionales pueden obtener?
—El tema de la certificaciones está bastante en boga hoy en día, esto dado por su cuestionamiento de validez.
De hecho cada vez son más las empresas como Google, Microsoft, Ernest and Young…  y así muchas otras que más contratan por certificaciones y/o títulos, lo hacen por las habilidades que puedan demostrar esas personas. En el caso de los desarrolladores el mejor CV y/o certificación, es su cuenta de Github. Es así que nosotros nos preocupamos principalmente en que nuestros alumnos tengan un buen portafolio en Github, y además de todas formas damos un certificado que entre los que lo validan formalmente, uno de ellos es el gobierno de Chile a través de su Servicio Nacional de Capacitación y empleo (SENCE).

¿Cómo eligen a los profesionales que imparten los cursos y con base en qué diseñan los contenidos?
—La selección de profesionales que dictan cursos se hace en base a 3 etapas, primero a través de su background en LinkedIn y proyectos en Github, segundo a través de un video que se solicita, explique algún concepto complejo en un máximo de 10 minutos y finalmente se hace una entrevista personal.
Con respecto a los contenidos, su diseño es en base a las demandas del mercado las cuales constantemente se van estudiando y metodologías se evalúan clase a clase en un proceso de mejora continua.

¿Cuáles son los costos y requisitos?
—Los requisitos en general son el inglés de lectura y para la selección se valora mucho la motivación y conocimientos previos de programación y/o estudios de alguna ingeniería.
Los costos varían según programa de estudios, sin embargo, están a un precio promedio de tres mil dólares, y además se trabaja con sistema de becas para quienes se les complique el precio.

Hablando de la proyección laboral que puedan tener los estudiantes apasionados por la tecnología, ¿qué oportunidades puede abrirle una plataforma como ésta?
—En el mundo de la programación hay y se proyecta una gran oferta laboral, por lo que si se quiere dedicar a esto de seguro tendrá un trabajo y además tendrá grandes proyecciones salariales. Para esto destaco que es importante mantenerse en la vanguardia y estar actualizándose constantemente, dado que la tecnología evoluciona muy rápido.

La experiencia
Dos alumnas que formaron parte del programa nos explicaron sobre los cursos. Andrea Fernández (directora de Comunidades en Epic Queen, 27 años)  y Dafne López (founder de Ocho, 23 años).
•    ¿Cómo es la experiencia de Desafío Latam?
Andrea. Es bastante pesada y divertida. Aprender algo nuevo siempre es genial y estudiar activamente por tu cuenta ayuda mucho al aprendizaje, definitivamente la ayuda de profesores y mentores es necesaria. Dafne. Aprendí muchas cosas de las que no tenía idea y me di cuenta de que es complicado y se necesita mucha práctica.
•    ¿Habías probado con otros cursos o plataformas para aprender del tema?
Andrea. He probado distintos cursos on-line y presenciales, ninguno tan rápido y activo como DL. No tienes tiempo de quedarte atrás, lo cual es bueno si en realidad quieres aprender a enfocarte y entrar al workflow de programación. Dafne. Nunca, antes de desafío no había tomado ningún curso al respecto.
•    ¿Cómo planeas aplicar los conocimientos adquiridos?
Andrea. Planeo continuar ejercitando lo aprendido y ponerlo en práctica en mi trabajo o para hacer páginas web más complejas. Dafne. Haré los MVPs de las ideas que tengo para poder mejorarlos y escalarlos después con ayuda de alguien con mayor experiencia.
•    ¿Por qué consideras importante prepararte en estos campos y cuáles son tus expectativas profesionales?
Andrea. No tenía expectativas profesionales al entrar y no tengo alguna al salir, lo tomé porque quise aprender a programar dado que es algo que todas y todos debemos aprender, sin embargo, entiendo más los problemas y casos que se ven en el día a día relacionados a programación, lo cual me encanta.  Además de que puedo atender casos y resolver problemas en mi tiempo libre, los cuales antes los veía altamente difíciles. Dafne. Porque el mundo actual tiene que ver en su mayoría con tecnología y en realidad el futuro de la sociedad está en ello. Me gustaría desarrollar mis proyectos personales y posteriormente dedicarme más a fondo al desarrollo.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo