UE busca en Bratislava recuperar el control político

Ante la salida de Reino Unido, la Unión Euopea busca recuperar la crisis de confianza y el control político

Por:
Hombre armado ataca a personal de la Fiscalía de Jalisco

 Los líderes de la Unión Europea (UE) se reunen mañana en Bratislava, Eslovaquia, para perfilar las líneas generales de la reforma estimada esencial tras la decisión de Reino Unido de dejar el bloque (Brexit).

Esos temas son ampliamente percibidos como las principales inquietudes actuales de los europeos, los motivos que alimentaron el “Brexit” y la actual ascensión del populismo.

“Sería un error fatal asumir que el resultado negativo en el referéndum británico representa un problema exclusivamente británico“, advierte el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, en la invitación a los gobernantes europeos a la cumbre.

Tusk sostiene que “las personas están preocupadas con lo que ven como una falta de control y miedos relacionados con la migración, el terrorismo y la globalización“.

“Debemos tratar esas cuestiones con urgencia en los próximos meses“, instó.

El exprimer ministro polaco ha pasado el último mes recorriendo las capitales europeas para encuentros bilaterales del más alto nivel, en un esfuerzo sin precedentes para acercar posiciones.

Su objetivo para la cumbre de Bratislava es “mostrar unidad y recuperar el control político para poder construir el futuro“ de la UE.

La cita “está diseñada para responder a la cuestión sobre dónde se encuentra la UE actualmente“, señaló en un comunicado el primer ministro eslovaco, Robert Fico, cuyo país ejerce la presidencia semestral de la mancomunidad.

“Pero, por encima de todo, debería poner sobre la mesa temas que prueban que la UE es un proyecto viable y por el que vale la pena luchar“, añadió.

Tusk buscará el compromiso de los 27 países -Reino Unido no ha sido invitado- para extender más allá de 2018 el programa europeo de inversiones estratégicas y para adoptar de una vez por todas medidas ya acordadas para combatir el desempleo juvenil.

También se espera unanimidad sobre la urgencia de poner en marcha una base de datos paneuropea de viajeros, lo que permitiría a la UE prohibir la entrada en su territorio de personas sospechosas, aunque no necesiten un visado.

Todas las personas que crucen una frontera externa europea deberán tener sus documentos verificados en un sistema centralizado, incluso los ciudadanos europeos.

TAMBIÉN PUEDE LEER: 

Vaticano pone condiciones para intervenir en Venezuela

 

En materia de inmigración, Tusk intentará evitar que el debate sea monopolizado por la disputa entre el bloque de países del Mediterráneo, que aboga por el reparto de la carga de refugiados, y el Grupo de Visegrado, que defiende el cierre de fronteras.

Pedirá, simplemente, que las capitales europeas envíen de inmediato ayudas a Bulgaria, que lucha para controlar sus fronteras con Turquía desde el fallido intento de golpe de Estado en ese país, en julio.

No hay promesas de resultados concretos en esta cita, sino del inicio de una reflexión que deberá continuar a principios de 2017 en otra cumbre, en la isla mediterránea de Malta.

El proceso deberá concluir en Roma, durante las celebraciones del 60 aniversario del tratado fundador de la UE, que lleva el nombre de la capital italiana.

“Me alegraría si pudiéramos definir el tipo de temas y mensajes que serán vistos en la historia política como un punto de viraje para la UE“, dijo Fico.

Para Tusk, la palabra de orden que debe primar en la nueva UE, donde se trata de “prometer menos, realizar más”.

 

LO MÁS VITO EN PUBLIMETRO TV 

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo