Lo que debes saber sobre Tultepec y la campaña #NoALaPirotecnia

A través del hashtag #NoALaPirotecnia, miles de usuarios en redes sociales en México y el mundo se manifiestan en contra de estos juegos.

Por Sandra Angarita

El secretario de Gobierno del Estado de México, José Manzur, confirmó en la mañana de este miércoles que la cifra de muertos por las explosiones ocurridas en el municipio de Tultepec, Estado de México, asciende a 31 personas.

Una estadística alarmante cuando se refirió, por parte de las autoridades, al mercado de San Pablito como un lugar seguro, de hecho el más garante en toda Latinoamérica.

¿Qué ocurrió?

Según uno de los testigos, un cohete se prendió y voló a donde había una gran cantidad de material de pirotecnia, aunque la última palabra la tiene la Procuraduría General de la República, que asumió la investigación de la tragedia.

Las cifras de la pirotecnia

Los artesanos de Tultepec calculaban poder vender cerca de 100 toneladas de productos pirotécnicos durante esta temporada, que arrancó el 5 de agosto pasado.

En lo que va del año desde el mercado San Pablito se habían entregado más de 35.000 salvoconductos a cada uno de los compradores de juguetería pirotécnica, a fin de evitar que sean víctimas de extorsión por parte de policías cuando el material es transportado.

Los documentos autorizaban la compra, el transporte y el consumo de hasta diez kilos de producto pirotécnico sin necesidad de un permiso especial, toda vez que el material es adquirido en un lugar regulado y autorizado por la Secretaria de la Defensa.

El secretario de Gobierno del Estado de México, José Manzur, dijo hoy que la última revisión del lugar se llevó a cabo en noviembre pasado y no se detectaron anomalías.

Sin embargo, hoy cientos de familias que dependen de la venta de estos productos vieron trastocadas sus vidas en cuestión de horas en una tragedia que se ha repetido en numerosas ocasiones en los últimos años.

La tradición de la pirotecnia

Pese al fatídico accidente, José Manzur comenta que ayer un gran número de personas se acercaron solicitando el apoyo del gobierno para seguir trabajando en el oficio de la pirotecnia que tiene más de 200 años en este territorio.

Tultepec es considerada “la capital de la pirotecnia” y había sido escenario de cuatro explosiones en lo que iba de aquel año, aunque ninguna de esa gravedad.

Al año siguiente hubo otro muerto en un accidente similar en el mismo municipio, mientras que otras cuatro personas perecieron por causas parecidas en Ozumba, también en el Estado de México.

De nuevo en Tultepec, ya en 2005, un centenar de personas resultaron heridas, en su mayoría con lesiones leves y otros que sufrieron crisis nerviosas, a raíz de una explosión que arrasó un mercado pirotécnico.

En 2010, el municipio fue otra vez escenario de la explosión de un contenedor de pólvora de un taller de juegos pirotécnicos, en este caso con un saldo de tres muertos y dos heridos graves. Y en 2012, hubo otra víctima mortal en la misma zona por las mismas razones.

Un año después le tocó el turno al municipio mexiquense de Naucalpan, escenario de otra explosión de condiciones parecidas que dejó siete heridos.

Otros Estados de la República

Esta clase de accidentes en el país no se limitan al Estado de México. En el peor que se recuerda, en 1999 en la localidad de Celaya, en el estado central de Guanajuato, murieron 63 personas y 350 resultaron lesionadas en una concatenación de detonaciones que afectaron a un taller de pólvora clandestino.

Tres años después en Veracruz (Golfo de México) hubo 28 muertos, 15 desaparecidos y una treintena de heridos tras una explosión por artefactos pirotécnicos en Veracruz.

El estado de Tamaulipas, en el noreste del país, también ha sido escenario de esta clase de siniestros. En 1999 ocho personas murieron al hacer explosión una almacén clandestino de cohetes y material pirotécnico en Nuevo Laredo.

En 1996, diez personas fallecieron al explotar una camioneta con una carga de cohetes que se encontraba aparcada frente a una tienda, en la localidad tamaulipeca de Reynosa.

En 2013 la explosión de un vehículo cargado con cohetes pirotécnicos en el poblado de Jesús Tepactepec, en el central estado de Tlaxcala, causó la muerte 16 personas y heridas en 153.

También en Tlaxcala, pero dos años antes y en el municipio de Sanctórum, perecieron cinco personas y dos resultaron heridas por un mal manejo del material de material pirotécnico.

Tampoco escapa a estos incidentes la capital mexicana, donde cuatro personas murieron en 2003 en la delegación Tláhuac, y seis fallecieron y una decena resultaron lesionados en 2010 en la delegación de Iztacalco.

Hace dos años hubo dos muertos por otro accidente similar en el municipio de San Juan Xiutetelco, en el central estado de Puebla, que ese mismo año vio también cómo morían otras cuatro personas en el municipio de Cholula por las mismas razones.

Puebla capital había vivido un episodio semejante en 2003, con un saldo de tres menores y dos adultos muertos.

En 2005, tres menores y dos adultos fenecieron en el municipio de Etla, en Oaxaca, un poco más al sur del país, por una explosión en una fábrica de fuegos artificiales.

Un año antes, siete personas murieron, entre ellas dos niños, en la localidad de Tonalá, en el estado occidental de Jalisco, de nuevo por esa clase de siniestro

Las víctimas

Por su parte, el gobernador Eruviel Ávila dio a conocer en su cuenta de Twitter una lista con el nombre de las personas lesionadas, desaparecidas y algunas fallecidas.

De las personas fallecidas, 14 son hombres de los cuales, 7 de ellos son menores de edad y 16 mujeres, uno de ellas menor de edad.

Nueves cuerpos ya fueron identificados por familiares de las víctimas

Asimismo, el titular de la Procuraduría General Justicia del Estado de México, Alejandro Jaime Gómez Sánchez, dijo que ya se han reconocido 13 cuerpos y quedan unos 18 pendientes de reconocimiento

Sesenta personas heridas fueron trasladadas a los hospitales de Zumpango, Magdalena de las Salinas, Villa de las Llores, Lomas Verdes, Cuautitlán y Las Américas, algunos de ellos por aire, de los lesionados 47 están hospitalizados, 9 ya fueron dados de alta y 4 más están en estado grave.

De la personas lesionadas 52 de ellos ya están identificados al corte de las 9 de la mañana.

Además de los heridos aproximadamente, cien personas están desaparecidas, entre ellas 20 niños.

Si deseas consultar la lista de los heridos y fallecidos lo puedes hacer AQUÍ

#NoALaPirotecnia:

A través del hashtag #NoALaPirotecnia, miles de usuarios en redes sociales en México y el mundo se manifiestan en contra de cohetes y este tipo de elementos

Niños, los más afectados

Los accidentes relacionados con cohetes y pólvora ocupan el 17% de la incidencia de quemaduras por fuego directo y 11% de las quemaduras en general. Lamentablemente, los niños son los más afectados, particularmente en edades entre los 10 y 14 años, puesto que el 60% de los casos se produce durante esta etapa.

En Tultepec, varios menores resultaron afectados y entre los desaparecidos, hasta las primeras horas de este miércoles, se contaban 20 niños.

De igual forma, tres niños con quemaduras graves fueron trasladados a Galveston, Texas, con el apoyo de la fundación Michou y Mau.

Instituto Mexiquense de la Pirotecnia (IMPEDI)

Tras el accidente, José Manzur reconoció que existe una dependencia dedicada a salvaguardar la seguridad de la comunidad mexiquense en materia de pirotecnia.

Se trata del Instituto Mexiquense de  la Pirotecnia (IMPEDI)  que de acuerdo información oficial controla y vigila las medidas de seguridad.  La institución menciona que resguarda “las actividades de fabricación, uso, venta, transporte, almacenamiento y exhibición de artículos pirotécnicos”.

Según la página oficial del IMPEDI, Tultepec es uno de los municipios con mayor presencia de artesanos pirotécnicos.

“Dentro de los municipios con mayor presencia de pirotécnicos se encuentra principalmente el municipio de Tultepec, divididos en un 30% de productores de castillos y un 70% de productores de juguetería pirotécnica. Por la cantidad de artesanos que prevalece en este municipio es conocida como la capital de la pirotecnia en nuestro país”

Además detalla: la pirotecnia forma parte de la cultura de México, por lo que es importante conservar nuestras tradiciones que hemos adoptado y que han enriquecido nuestras costumbres, es una actividad que vincula identidad patria, tradición religiosa y cultural a nivel nacional e internacional.

En 7 años, el Instituto Mexiquense de la Pirotecnia ha recibido 87 millones de pesos, para evitar tragedias como la de Tultepec. Este 2016, recibió 15 millones 656 mil pesos.

Qué hacer en caso de quemaduras

Finalmente, especialistas de la Fundación Mexicana para la Dermatología (FMD) alertan a la comunidad por el aumento de lesionados en esta temporada de fiestas de Navidad y Año Nuevo, como resultado del uso indebido de ‘cohetes’ y pólvora.

Y recomiendan…“para las quemaduras de primer grado –donde solo se observa enrojecimiento y ardor– es necesario aplicar crema humectante de forma inmediata, después del lavado con agua y acudir de inmediato con un dermatólogo, además de evitar la automedicación.

“Las quemaduras de segundo y tercer grado deben ser valoradas de forma inmediata en un servicio de urgencias porque requieren un manejo multidisciplinario dependiendo de la extensión, además si la quemadura es extensa se sugiere cubrir la zona con lienzos limpios y húmedos durante el traslado al hospital”, detalló Llergo.

La recomendación ante cualquier accidente, por leve que aparente ser, será buscar la asesoría de su dermatólogo, quien definirá el tratamiento más adecuado para cada caso.

LO MÁS VISTO EN PUBLIMETRO TV: 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo