Marcharán el sábado contra la Línea 7 del Metrobús

Vecinos de la colonia Peralvillo anuncian amparo para que un juez determine si la Calzada de los Misterios es patrimonio que debe preservar el INAH

Por Israel Zamarrón

A la lluvia de amparos contra la Línea 7 del Metrobús se suma una marcha. El próximo sábado a mediodía, vecinos de las colonias por donde está previsto el corredor de transporte marcharán contra el proyecto.

La movilización fue anunciada por la organización Control Ciudadano y por vecinos de la colonia Peralvillo, en la delegación Cuauhtémoc; marchará del Ángel dela Independencia a la Estela de Luz.

Asimismo el vocero del movimiento vecinal contra la Línea 7, Víctor Juárez, adelantó que antes del 15 de julio estarán presentados dos amparos más relacionados con este corredor de transporte.

EN CONTEXTO

Uno, explicó, será en los términos de una supuesta inutilidad social de la Línea 7 del Metrobús -ya que se prevé que la tarifa sea más alta en esta ruta.

El segundo lo presentarán vecinos de la colonia Peralvillo para que, mediante el amparo, un juez pueda determinar si la Calzada de los Misterios es una vía patrimonial que debe ser preservada y protegida por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

Un primero amparo contra la Línea 7 lo presentó la Asociación Mexicana de Derecho Ambienta (AMDA) en términos medioambientales y de preservación de monumentos históricos.

El segundo lo interpuso el vecino de Polanco, Eduardo Farah, quien alegó que se violó el derecho de vecinos a la consulta del proyecto de la Línea 7 del Metrobús.

Reprochan reposición de árboles

La vecina de Peralvillo, Verónica Chío, lamentó la tala de árboles y advirtió que la reposición de estos sólo es cosmética, pues tiran árboles de gran edad y reponen con unos más pequeños.

Advirtió que actualmente en su colonia no hay inundaciones en temporada de lluvias, debido a la absorción por parte de los árboles, pero con los ejemplares pequeños que se colocaría, podrían ocurrir anegaciones.

Publimetro informó el 2 de julio pasado que en Paseo de la Reforma y Calzada de los Misterios, 363 árboles sanos no sobrevivirán a la construcción de la Línea 7 del Metrobús.

Sin embargo, se restituirán 80% de los árboles talados, es decir, 294 ejemplares en la zona cercana al trazo de la Línea 7.

Mediante el acuerdo administrativo SEDEMA/DGRA/DEIA/004234/2017 -fechado el 25 de abril pasado- la Sedema dio luz verde al derribos de árboles.

El inciso “a” del acuerdo tercero de dicho documento autoriza el derribo de 56 árboles de diferentes especies en buenas condiciones, por los cuales se deberán restituir 280 ejemplares.

También se da luz verde al derribo de un olmo chino y un ciprés, calificados como irrecuperables, por los cuales se deberá restituir uno a uno.

Asimismo se permite el derribo de tres ahuehuetes atrás de la Basílica de Guadalupe, considerados en mal estado, por los cuales se deberán reponer 12 ejemplares de la misma especie.

El inciso “b” autoriza el derribo de 302 árboles en condiciones declinantes, por los cuales no se exige una restitución física, sino económica de 15.5 millones de pesos para el Fondo Ambiental Público.

El 11 de junio pasado Publimetro informó que desde 2013 predominó la compensación económica que la exigencia de restitución física por parte de la Sedema.

La titular de la Sedema, Tanya Müller, respondió que el dinero que se aporta al Fondo Ambiental Público derivado de la tala de árboles es para la compra de más arbolado, pero no detalló el gasto.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo