Piden regular tenencia de pitbull para evitar agresiones

Experto y diputado afirman que la culpa no es de los animales, sino es responsabilidad de los propietarios, criadores y vendedores

Por Israel Zamarrón

Las agresiones de perros pitbull a personas no son culpa exclusiva del animal, sino son consecuencia de las condiciones bajo las que son criados.

Con esta premisa, el coordinador del Frente Ciudadano Pro Derecho Animal (Frecde), José Luis Carranza, exigió una regulación mas estricta de la tenencia de perros pitbull y similares.

Para el activista, los perros no son agresivos por naturaleza, sino que adoptan estas actitudes al vivir en un entorno violento, donde se le priva de alimento y se le dan malos tratos.

Lo anterior luego de que el miércoles un perro de raza pitbull agredió y causó la muerte a una niña de tres años al interior de un domicilio en Coyoacán, donde había otros tres perros.

De hecho, Carranza considera que por la cantidad de animales y el tipo de agresión, es posible que el domicilio funcionara como criadero de perros, ya sea para venta o para peleas clandestinas.

Ya no se puede continuar con la venta y crianza indiscriminada, sin ningún control por parte de las autoridades, tendrán que vigilar quién se dedica a esta actividad”, José Luis Carranza, coordinador del Frente Ciudadano Pro Derecho Ambiental.

Y es justo este punto -criaderos, mercado negro y peleas clandestinas- lo que Carranza considera como origen de las agresiones de perros pitbull.

Por ello, advirtió que es urgente que se regulen los criaderos y venta de perros, ya que actualmente no hay un padrón y se desconoce con qué fin son criados y comercializados los animales.

Hoy, lamentó, “cualquier persona puede comprar una pareja de perros de cualquier raza y puede ponerse a criar en su casa indiscriminadamente, y nadie tiene un control de a quién, en dónde y con qué fin los venden”.

En lo anterior coincidió el presidente de la Comisión de Preservación del Medio Ambiente de la Asamblea Legislativa, Xavier López, quien apuntó que para dicho registro será importante la labor que desempeñe la recién creada Agencia de Atención Animal.

Dicha Agencia será la responsable de emitir las licencias para criadores y comercializadores de perros de cualquier raza, como una manera de regular esta actividad y hacer más responsables a las personas que la desempeñan.

EN CONTEXTO

José Luis rechazó que los perros pitbull sean violentos por naturaleza, sino que se vuelven agresivos cuando se les priva de alimento, de un espacio digno, se les pega o mantiene encadenados.

Además muchas personas compran perros de esta raza para denotar más agresividad, por lo que también suelen ser usados como arma blanca para robos o agresiones específicas.

“No es posible que vayas a delegaciones como Iztapalapa o Gustavo A. Madero, y veas adolescentes de máximo 17 años con sus perros pitbull, haciendo bronca a cuanta persona se le pare en frente o agrediendo a otros perros”, comentó.

La Ley de Protección Animal mandata que los propietarios de perros deben pasear a sus mascotas con una correa, pero realmente no se castiga la omisión de esta obligación.

En 2013 diputados locales intentaron establecer una Ley de Perros Potencialmente Peligrosos, que regulaba razas como pitbull, pastor alemán, boxer, pero generó oposición y no prosperó.

Para José Luis Carranza no se trata de satanizar a los animales, sino más bien regular a sus propietarios, ya que no cualquier persona es apta para asumir la responsabilidad de educar a un perro de estas razas.

“Si el ser humano que lo posee tiene una actitud agresiva, violenta, muchas veces el perro toma esas actitudes. Suelen tener ese tipo de perros porque es parte de cómo expresar su agresión y poder generar daño a otras personas”, aseveró el coordinador del Frecde.

Las sanciones

Carranza explicó que, como en el caso de Coyoacán, los propietarios de perros que atacan y causan la muerte a personas deben enfrentar un proceso por homicidio doloso o culposo, según sea el caso.

Las penas en la Ciudad de México para el homicidio doloso son de cinco a 20 años de prisión, y el culposo es de dos a cinco.

Si la mascota causa lesiones que no tardan en sanar más de 15 días, la sanción puede ser un arresto administrativo de hasta 36 horas, pero si son más graves, se alcanzan penas de presión de cinco meses a 8 años. En ambos casos el propietario deberá hacerse cargo de los gastos médicos.

Regulación internacional

Algunos países que ya han regulado la tenencia general de perros considerados peligrosos son Colombia y Venezuela.

En Colombia existe la Ley 746 que faculta a la policía para decomisar los perros clasificados como peligrosos que no estén sujetos de una correa, porten bozal y cuenten con el permiso correspondiente.

De igual forma, los menores de edad no pueden ser propietarios de uno de estos ejemplares y tampoco transitar en la calle en compañía de uno.

En Vezuela la Ley para la protección de la fauna doméstica no peligrosa libre y en cautiverio, considera ilegal la tenencia de perros de la raza pitbull, rottweilers y chow chows, entre otros, a partir del año 2015.

Loading...
Revisa el siguiente artículo