Sismo dejó mayor crisis de agua después de 1985

Los daños estimados en el Valle de México son de 400 millones de pesos; la población afectada fue de 3.8 millones de personas en CDMX y Edomex

Por Israel Zamarrón
Hasta el 5 de octubre -a más de dos semanas del temblor- poco más de un millón de personas seguían afectadas en su servicio de agua en Iztapalapa, Tláhuac y Xochimil | Fotos: Cuartoscuro
Sismo dejó mayor crisis de agua después de 1985

La crisis de agua que todavía vive la zona oriente del Valle de México por el sismo del 19 de septiembre es la mayor de la que se tiene registro, después de la que dejó el terremoto de 1985, de la cual no se tiene un registro documental.

Así lo destacó este jueves el director de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) del gobierno federal, Roberto Ramírez de la Parra, quien igualó el daño que dejó el sismo pasado en la red primaria de agua potable con el que generó el terremoto de hace 32 años.

No obstante, aclaró Ramírez de la Parra, el sismo de 1985 dejó mayores daños en la red secundaria de agua potable -la que conecta con los inmuebles- debido a que en esta ocasión hubo menos colapsos de edificios que hace 32 años.

“No hay una memoria de los sucedido en el tema de agua respecto al sismo del 85, hemos tratado de buscar si hay algo documentado que nos permita establecer el daño que ocurrió en el 85 en la infraestructura hidráulica y no hay nada escrito.

“Después del 85, sin lugar a dudas, en lo que nosotros tenemos de conocimiento, este es el segundo fenómeno que más daños ha causado a la infraestructura hidráulica del Valle de México. No tenemos registro de alguna otra situación similar”, dijo el director de Conagua.

Sobre el monto estimado de daños en la infraestructura hidráulica que causó el sismo, Ramírez de la Parra apuntó que sería de 400 millones de pesos en el Valle de México, de los cuales 300 millones sólo en la capital del país.

Actualmente ya se repararon las fugas en la red primaria de agua, sin embargo, dijo el director de Conagua, no se puede levantar la contingencia hasta que los organismos estatales de la gestión de agua no devuelvan el servicio de abasto a como estaba antes del sismo del 19 de septiembre.

Persiste afectación

La crisis de agua que dejó el sismo magnitud 7.2 del 19 de septiembre afectó a 3.8 millones de personas en el servicio de agua, siendo la franja oriente del Valle de México la más golpeada.

En la Ciudad de México, en horas posteriores al temblor, 3.3 millones de personas se quedaron sin agua en las delegaciones Coyoacán, Iztacalco, Iztapalapa, Milpa Alta, Tláhuac, Tlalpan, Venustiano Carranza y Xochimilco.

El director del Sistema de Aguas de la Ciudad de México (Sacmex), Ramón Aguirre, reporté que al 25 de septiembre un millón 360 mil personas seguían afectadas en Iztapalapa, Iztacalco, Tláhuac, Venustiano Carranza y Xochimilco.

Hasta el 5 de octubre -a más de dos semanas del temblor- poco más de un millón de personas seguían afectadas en su servicio de agua en Iztapalapa, Tláhuac y Xochimilco.

Sacmex indicó que este jueves podían normalizar el servicio de 700 mil personas y 350 mil quedaría el abasto como estaba antes del sismo en máximo dos semanas.

Lo anterior debido a que en la zona de Tláhuac se colapsaron dos pozos, los cuales requieren trabajos de perforación más especializados para ponerlos a punto.

En tanto de los poco más de 500 mil afectados en el Estado de México, de los cuales 480 mil eran sólo del municipio de Neza, hoy sólo 67 mil 400 personas se mantienen sin agua.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo