Con app taxistas buscan segundo round contra Uber

Tras los fallidos intentos de frenar la regulación de la empresa en varios estados del país, ahora los concesionarios han decidido pelear en la misma cancha

Por Israel Zamarrón

Luego de la sacudida que significó para el gremio taxista la llegada de Uber y Cabify a México, los concesionarios buscan salir del letargo y pelear contra las trasnacionales en su propia cancha: las aplicaciones para teléfonos inteligentes.

En busca de recuperar a los pasajeros que, cansados de un servicio deficiente, inseguro y en unidades obsoletas migraron a Uber, los taxistas firmaron un convenio con la empresa canadiense Nekso, mediante la cual darán el servicio de transporte.

Este martes el Movimiento Nacional Taxista (MNT), que agrupa a 650 mil concesionarios en todo el país, adelantó que a finales de marzo lanzarán dicha herramienta, que funcionará como sus pares: el pasajero solicita una unidad, marca un destino y conoce la tarifa previamente.

Aunque son 650 mil los concesionarios que agrupa el Movimiento Nacional Taxista en todo el país, se prevé que el arranque de Nekso sea con 200 mil unidades, esto debido a que sería el número de autos y operadores que podrían cumplir con los requisitos.

Dichos requisitos, explicó Bersaín Miranda Borraz, presidente del MNT, serán que la antigüedad del vehículo no sea mayor a tres años, que los conductores presenten su carta de no antecedentes penales y tengan su documentación actualizada y en regla.

De los 200 mil unidades que empezarían con Nekso, 70 mil estarían en la Zona Metropolitana del Valle de México y 10 mil de éstas operarían en la Ciudad de México, precisó Ignacio Rodríguez, vocero del MNT y uno de los opositores a la regulación de Uber en 2015 en la capital del país.

La tarifa que pagarán los usuarios se calculará por tiempo y distancia del viaje, y el banderazo será con la tarifa de taxi de sitio que, por ejemplo en la Ciudad de México, es de 13.10 pesos; los cobros serán en efectivo en una primera etapa piloto, para después pasar al pago automático con tarjeta de crédito.

Para Eric Carrillo, presidente saliente del MNT, se trata de un “plan innovador que hemos decidido iniciar los transportistas, después de una reflexión producto de una sacudida que nos hicieron las transnacionales”.

De esta manera, Nekso, una empresa de Canadá que tiene operación de taxis en países de Latinoamérica como Argentina, Colombia, Chile o Costa Rica, se suma a la oferta de aplicaciones de transporte, como Easy Taxy o Yaxi, que funcionan con taxis públicos.

Se calcula que en la Ciudad de México hay unos 134 mil taxis concesionados, de los cuales por lo menos 10 mil operarían con Nekso, mismo que portarían un distintivo para que los pasajeros ubiquen que se trata de unidades seguras.

Se estima que la brasileña Easy Taxi opera con 10 mil unidades y la mexicana Yaxi, con dos mil vehículos de taxi público.

Uno de los principales motivos por lo que los pasajeros migraron a aplicaciones como Uber o Cabify fue por el alto índice de delitos a bordo de taxis públicos.

De acuerdo con la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México, en 2017 hubo 158 denuncias, es decir, 0.4 delitos diarios a bordo de taxis públicos.

Loading...
Revisa el siguiente artículo