BBC Mundo

Los corazones en miniatura que se pueden usar para probar nuevos medicamentos de forma segura

¿Es la fusión de la biología y la tecnología la clave para lograr los avances medicinales que necesitamos? El científico Ronald Li así lo cree. Le costó 20 años crear su primer corazón en miniatura a partir de células madre. La BBC habló con él.

¿Para qué sirve un corazón en miniatura?

Con todos los avances que ha habido en la investigación de células madre y la nanotecnología para combatir enfermedades cardiovasculares, ¿nos llevará la fusión de la biología y la tecnología a un futuro de ciencia ficción, mitad humano, mitad sintético?

En el filme Blade Runner (1982), de Ridley Scott, la humanidad aprovecha la bioingeniería para crear una raza de replicantes que parecen, actúan y suenan como humanos, pero que están hechos completamente de material sintético.

Tal vez estemos lejos de hacer realidad ese futuro de ciencia ficción. Pero lo artificial está comenzando a tener un profundo efecto en la medicina.

Desde sus vanguardistas laboratorios en Hong Kong, científicos de la compañía canadiense Novoheart usan células madre para crear corazones bioartificiales a los que llaman "corazones en frascos".

  1. ¿Podremos algún día "borrar" las enfermedades más mortales del ser humano?

Con tan solo 2,5 mililitros de tu sangre, Ronald Li y su equipo aseguran que son capaces de fabricar células madre que pueden convertirse en una versión "clonada" de tu corazón en miniatura.

Un corazón que late al ritmo que late el tuyo y reacciona a los nuevos medicamentos de la misma forma en la que reaccionarías tú.

Puede llevar hasta seis meses crearlo, aunque a Li desarrollar el primero le costó 20 años.

 "Corazones en frascos"
Estos "corazones en frascos" imitan el latido y comportamiento de los originales.

Tags

Lo Último

Te recomendamos