Se inunda por cuarta vez en un mes calles de Alcalde Barranquitas

La tormenta de este jueves estuvo a punto de provocar una tragedia, porque el agua alcanzó casi dos metros dentro de los domicilios de la calle Santa Mónica

Por Héctor Escamilla

Las calles Santa Mónica y Pedro Moreno en la colonia Alcalde Barranquitas se volvieron a inundar y a un paso de provocar una tragedia. En menos de un mes, ambas vialidades se han inundado cuatro veces, pero ésta ha sido la más grave, ya que el agua alcanzó casi dos metros de altura.

Debido a este anegamiento, personas quedaron atrapadas en sus domicilios, entre ellos una mujer de la tercera edad, una madre de familia y una niña.

Familiares y empleados del Sistema de Tren Eléctrico Urbano (Siteur) tuvieron literalmente que nadar hacia las casas para sacar a las personas, pero no pudieron porque la presión del agua impedía abrir puertas y portones.

Se inunda por cuarta vez en un mes calles de Alcalde Barranquitas Las bombas fueron de nuevo insuficientes para contener el agua; los costales de arena tampoco sirvieron de mucho. / FOTO: Héctor Escamilla

Las inundaciones se originan en este punto desde 2016, cuando se desvió un colector como parte de las obras de la Línea 3 del Tren Ligero. Desde entonces y hasta la fecha se han anegado ya en 13 ocasiones, siendo la de ayer la más grave.

En total son 15 minutos el tiempo con el que cuentan los vecinos para salir de sus casas antes que se inunden. En el caso de la tormenta de este miércoles, el agua cubrió las plantas bajas de una veintena de domicilios en la mitad del tiempo. Tanto en la calle Santa Mónica como en Pedro Loza se forma una depresión en las vialidades, por lo que al descender el agua se conforma una letal alberca.

El domingo y lunes estas mismas casas ya se habían anegado. Apenas unas horas antes de la tormenta, las autoridades colocaron costales con arena para que junto las bombas contuvieran el agua, pero ninguna estrategia funcionó.

Además, sobre la calle Pedro Loza, hay varias fincas con daños estructurales por la construcción de una lumbrera, también parte de las obras de la Línea 3 del Tren Ligero. La noche de este miércoles, el pozo se inundó y ocasionó que una marejada de lodo se introdujera a las casas.

Aunque las autoridades y la constructora responsable de la lumbrera han realizado algunas reparaciones estéticas, los daños siguen apareciendo, hay grietas que día a día se ensanchan más y algunas fincas han comenzado a inclinarse y recargarse sobre casas contiguas.

Te recomendamos

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo