CNDH solicita a Hospital de Pemex reparar daño por muerte de bebé

Personal médico no atendió la demanda de ayuda, provocando con ello violaciones a los derechos humanos de la madre y su hijo.

Por Notimex

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) emitió la recomendación 20/2019 por la violencia obstétrica contra una mujer y su bebé, quien falleció al nacer en el Hospital Regional de Petróleos Mexicanos (Pemex) en Ciudad Madero, Tamaulipas.

Te puede interesar: Usan garrafón como incubadora en hospital de Sonora

El organismo informó que dicha recomendación se deriva de la falta de vigilancia estrecha del personal médico y de enfermería, que no atendió la demanda de ayuda de la paciente.

Tras su investigación, la CNDH acreditó que personal médico del hospital incurrió en responsabilidad durante el desempeño de sus funciones, provocando con ello violaciones a los derechos humanos de la madre y su hijo.

De acuerdo con la queja de la mujer, no recibió la atención adecuada durante el parto, a pesar de presentar diabetes gestacional, embarazo de alto riesgo y cesárea previa, lo que, en su opinión, derivó en el fallecimiento de su recién nacido.

La mujer de 26 años tenía un embarazo de 27.5 semanas cuando acudió a atención prenatal al Hospital de Pemex, donde se le diagnosticó gestación de alto riesgo y para evitar complicaciones, se le ofreció la colocación de una "sonda de doble balón" para inducir el parto de manera programada, procedimiento que se intentó cuatro ocasiones sin éxito.

Posteriormente, al llegar a las 39.5 semanas, luego de realizarle un ultrasonido y observar que el producto estaba en buenas condiciones, le administraron media pastilla de "misoprostol" para inducir el parto.

Al llegar la media noche, la mujer presentó contracciones muy fuertes y dolorosas sin ser atendida, se constató que después de la pastilla no fue vigilado el desarrollo de los efectos del medicamento por más de tres horas.

Al día siguiente se indicó una cesárea urgente, pero tardaron todavía una hora más para que fuera practicada a pesar de ser una urgencia, por lo que al nacer, el niño presentó sufrimiento y asfixia fetal y fue ingresado al área de Terapia Intensiva.

Sin embargo, y a pesar de estar en el Área de Cuidados Intensivos Neonatales, finalmente perdió la vida como consecuencia del choque cardiogénico, encefalopatía, cardiomiopatía isquémica y asfixia del nacimiento severa, según su acta de defunción.

Por ello, la CNDH solicita al citado nosocomio reparar integralmente el daño a la madre y padre del niño fallecido e inscribirlos en el Registro Nacional de Víctimas, para que tengan acceso, en lo conducente, al Fondo de Ayuda, Asistencia y Reparación Integral.

También puedes ver:

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo