Lo que debes saber del turismo de maternidad a Estados Unidos

Cada vez es más común en Estados Unidos que mujeres embarazadas viajen al país con un objetivo: que sus hijos nazcan ahí.

Por Miguel Velázquez

A pesar de los deseos del presidente Donald Trump por terminar con ésta práctica, cada año miles de mujeres embarazadas viajan a Estados Unidos -legal e ilegalmente- para que sus hijos nazcan en ese país; lo que les garantiza la ciudadanía por nacimiento. Aunque se estima que millones de niños -hijos de migrantes- nacen cada año en el país, en realidad es un número que cada año va disminuyendo.

Precisamente en 2019, el presidente Donald Trump informó su intención de firmar una orden ejecutiva con la que terminaría tal práctica, la cual calificó de "ridícula". Incluso aseguró que "Estados Unidos es el único país del mundo donde esto ocurre", lo cual es mentira. Ese status se mantiene en otros 30 países.

La propuesta de Donald Trump fue realizada días antes de las elecciones de mitad de período de 2018, en las que el Partido Republicano perdió el control de ambas cámaras y quedó solamente con el Senado. Trump y sus aliados vinculan la ciudadanía por derecho de nacimiento con el esfuerzo más amplio para reducir la inmigración ilegal.

El concepto de "Jus Soli", que garantiza la ciudadanía por nacimiento, está consagrado en la Enmienda 14 a la Constitución. Otorga la ciudadanía independientemente de la condición de inmigración de los padres o la falta de ella: "todas las personas nacidas o naturalizadas en los EU, y sujetos a su jurisdicción, son ciudadanos de los Estados Unidos y del estado donde residen ”. El concepto de ciudadanía por derecho de nacimiento fue escrito en la Ley de Derechos Civiles de 1866, que decía que todas las personas nacidas en los Estados Unidos y no sujetas para cualquier potencia extranjera era un ciudadano estadounidense.

¿Cuántos niños nacen de padres inmigrantes en Estados Unidos?

Estimaciones del Instituto de Política de Migración, un grupo independiente, existen 5.1 millones de niños en esta condición, de los cuales, 4.1 millones con ciudadanía estadounidense al nacer y otros 100 mil con una tarjeta verde. Los 900 mil niños restantes"no están autorizados".

Alrededor del 55% de esos niños viven con un padre indocumentado o dos padres indocumentados. El 45% restante vive con un padre indocumentado y otro que está legalmente aquí.

Es importante recordar que existen migrantes que llegan a Estados Unidos legalmente, por ejemplo, con visas de trabajo, y que a veces dan a luz a niños en territorio estadounidense.

¿Existe el turismo de nacimiento?

Sí, aunque es -principalmente- una práctica clandestina en torno a extranjeros embarazadas que van a los Estados Unidos con el propósito de tener a su bebé en suelo de ese pís. De acuerdo con CNN, "a lo largo de los años ha habido redadas federales contra los llamados "hoteles de maternidad" que atienden a estas mujeres. El Centro de Estudios de Inmigración, una organización sin fines de lucro que quiere reducir la inmigración, estima aproximadamente 36,000 de estos nacimientos en cada año".

El pasado 31 de enero de 2019, tres personas fueron detenidas en el sur de California por operar "negocios multimillonarios de turismo de nacimiento", informa el periódico New York Times. Se trató de la mayor investigación criminal federal jamás dirigida a la próspera industria, en la que las mujeres embarazadas vienen a los Estados Unidos para dar a luz para que sus hijos se conviertan en ciudadanos estadounidenses.

"Las empresas entrenaron a sus clientes para engañar a los funcionarios de inmigración de los Estados Unidos y pagar tarifas de indigentes en los hospitales para entregar a sus bebés, a pesar de que muchos de los clientes eran millonarios, dijeron los investigadores. Algunas parejas chinas pagaron hasta 100 mil dólares por un paquete de turismo de nacimiento que incluía alojamiento, niñeras y excursiones de compras a Gucci", destaca el periódico.

Como parte de la "capacitación", les recomendaban hospedarse en el hotel "Trump International Waikiki Beach", para convencer a los funcionarios de inmigración de que eran turistas adinerados, no madres que viajaban con la intención de dar a luz en suelo estadounidense, dijeron los investigadores.

¿A qué se comprometen las mujeres cuyo hijo nació en Estados Unidos?

Tener un hijo en Estados Unidos mientras se está en el país en condición de turista puede tener consecuencias migratorias positivas y también muy negativas

Entre las consecuencias "positivas" está que todos los bebés nacidos en el país son ciudadanos americanos desde el momento de su nacimiento, con la excepción de los hijos de diplomáticos que se encuentran en Estados Unidos en dicha función. En este caso, el bebé adquiere la nacionalidad de sus padres.

Con el acta de nacimiento del recién nacido se puede obtener un pasaporte para el menor, teniendo en cuenta que para solicitarlo han de estar presentes el bebé y los dos padres y, si no fuera posible la presencia de ambos, hay que cumplir con otros requisitos legales.

El niño o la niña será ciudadanos americanos de por vida, a menos que renuncien expresamente a ser estadounidenses o de adultos realicen alguna acción que tenga como castigo la pérdida de la nacionalidad.

Seguirán siendo estadounidenses aunque al poco de nacer regresen al país de sus papás y vivan allá el resto de sus vidas y adquieran también la ciudadanía de los padres.

La doble nacionalidad

Estados Unidos no pone problemas a la hora de que un bebé nacido en el país adquiera también otra nacionalidad por razón de sus padres. Sin embargo, no todos los países admiten la doble nacionalidad, por lo tanto ese es un tema que cada padre y madre debe verificar con su embajada o consulado.

Consecuencias negativas

Para evitar tener problemas, especialistas recomiendan tener un seguro médico o pagar del propio bolsillo todos los gastos médicos derivados del nacimiento. Sin embargo, es prácticamente imposible obtener un seguro médico en Estados Unidos o en otro país que cubra a los turistas los gastos de dar a luz. Esto significa en la práctica que el padre y/o la madre deben hacerse cargo de los gastos del nacimiento del bebé y de posibles cuidados médicos que necesite la madre.

Dar a luz en Estados Unidos es muy caro. Según datos de International Federation of Health Plans, el costo medio de dar a luz de forma natural y sin complicaciones es de $10 mil 800 dólares. En el caso de ser necesaria una cesárea, el costo medio es de $51 mil 125, según datos de Childbirth Connection. Los gastos se incrementan en el caso de complicaciones, partos prematuros y necesidad de incubadora o partos múltiples.

En muchas ocasiones los papás extranjeros desconocen que estos son los costos y cuando llega el momento del parto acuden al hospital sin seguro médico y sin dinero suficiente para cubrir los costos, destaca el sitio Thought.co.

 

 

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo