Qué es una pareja LAT: la tendencia que se impone en las relaciones

En México, un estudio científico, identificó la existencia de parejas que viven así su amor: sin convivir dentro las paredes de un hogar.

Por Celalba Yamarte

Comparten todo, menos la misma casa. Así es una pareja Living Apart Together (LAT), una tendencia que gana adeptos con el paso de los años. Este tipo de relación no es nueva, pero en la actualidad están más a la luz pública e incluso son vistas como una emancipación ante el hartazgo de la rutina.

Vivir juntos desgata el amor, podría ser uno de los argumentos de quienes optan por una relación en estas condiciones. Entre los famosos, el director del cine Tim Burton y su esposa por 13 años, la actriz Helena Bonham Carter, convivieron separados por un muro de sus dos apartamentos.

La pareja LAT mexicana

En nuestro país, quizás la historia de Frida Khalo y Diego Rivera sea el caso más cercano y celebre de una pareja LAT.

Un estudio, publicado en la Revista de Psicología Social y Personalidad de la Asociación Mexicana de Psicología Social, confirmó en 2010 la existencia de relaciones de este tipo en la República Mexicana.

Para la investigación se entrevistaron a 1.440 personas en el Distrito Federal, Estado de México, Mérida, Yucatán, Monterrey y Nuevo León. En total 41 de los encuestados aseguraron conocer a alguien en este tipo de relación.

Sus autores, Melissa García y Juan Martínez, advierte que este fenómeno en América Latina “responde en gran medida por las dificultades económicas”.

Sin embargo, creen que las “parejas LAT comienzan a percibirse como una alternativa de vida, como una forma alterna de vida en pareja, y no como fase experimental hacia el matrimonio”.

En el resto del mundo

En Estados Unidos se calcula que 3.5 millones de parejas viven bajo la modalidad Living Apart Together. Mientras que en Reino Unido, este porcentaje llega a un 9%, publica El Mundo de España.

En una entrevista con este diario, la profesora del Instituto Superior de Estudios Psicológicos, sexóloga Eva Juni, destaca en este ámbito la novedad “es su reconocimiento como una opción más, como un modelo válido y no menos comprometido de pareja”.

Explica que en esta tendencia la convivencia no es un requisito:

“Podemos ser perfectamente una pareja, pero decidir que nuestra relación no va a incluir compartir casa. No necesariamente nos querremos más y mejor por el hecho de compartir más tiempo”.

El amor se abre paso en Nueva York mediante esculturas

A medida que la persona se aleja de la escultura, encontrará el punto exacto donde sus reflejos en los 125 espejos coinciden de repente y forman "un corazón pixelado

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo