logo
/ Reto. Para Arturo Hernández el problema mayor al que se enfrentan no es la corrupción sino la apatía de la ciudadanía. / CORTESÍA  / Reto. Para Arturo Hernández el problema mayor al que se enfrentan no es la corrupción sino la apatía de la ciudadanía. 
/ CORTESÍA
Noticias 05/09/2021

CDMX es el epicentro de las faltas cívicas: Cmte. Hernández

Los Supercívicos exhiben y denuncian, con humor e ingenio, a la gente que no respeta la ley, ya preparan serie para Netflix

Por : Daniel Flores @Daniel_17flores

Arturo Ortega, llamado también El Comandante Hernández, fue el creador de los Supercívicos, concepto que ha ganado fama por denunciar la invasión del espacio público

y demostrar las faltas cívicas que cometen desde un vecino hasta un empresario o político.

En una plática con Publimetro, reconoció que hay una crisis en la autoridad para aplicar la ley.

Por ello no bajan los brazos y asegura que ahora el reto es pasar de los likes y videos compartidos a que los vecinos se involucren de forma presencial.

¿Ha cambiado algo en estos años?

— Yo veo un deterioro impresionante del espacio público, no podemos ser capaces de resolver los problemas más complejos del país,

si no podemos resolver los que tenemos afuera de nuestra casa.

La CDMX es el epicentro de todo, por eso es que vemos a los vecinos que ya apartaron la calle, el que ya puso tubos para poner su coche, ahora lo vemos con los restaurantes que se

apropiaron de más de 30% de las banquetas, y así se va degradando todo. Los parques públicos se vuelven tiraderos clandestinos.

El espacio público lo tratamos muy mal, es un tema muy fuerte y por eso gran parte de nosotros es visibilizar esta problemática que nos afecta a todos este tipo de acciones.

¿La “vecinocracia” sirve o perjudica?

—Hay un vacío enorme en el gobierno, si no hay castigos no hay cambios, así de sencillo. Ahora también hay luchas indefendibles,

por ejemplo, la ciclovía de Insurgentes donde los vecinos y los automovilistas se opusieron.

Debemos transitar a ciudades más inteligentes y normalizamos los problemas como ciudadanía.

Hemos tratado de equilibrar las cosas y denunciar a los que rompen la ley. La culpa no es de la “vecinocracia”, es la falta de la autoridad.

¿A favor de que se hayan quitado las fotocívicas?

—Es terrible que se hayan quitado, por donde lo veas.

La gente no va a entender si únicamente le pones trabajo comunitario, el mensaje por parte del gobierno es malo,

debería ser el trabajo comunitario pensando en otra cosa y no como una sanción.

Las muertes viales son la principal causa de muerte entre los menores de 18 años. Fue una medida populista.

¿Son clases de civismo?

—Lo peor que me ha pasado es que me atropellaron por defender el carril de la ciclovía. Eso me marcó mucho porque estuve a punto de morir, hemos tenido de todo,

desde farmacias que talan árboles en la Ciudad de México hasta los vecinos que construyen sobre la banqueta.

¿Qué falta para que la denuncia que ustedes hacen escale a otro nivel?

— Siempre nos comentan en los videos que subimos que hagamos labor en otras alcaldías de la CDMX; nosotros no somos la autoridad.

Lo que valoramos es que pasamos de los seguidores y vistas a incidir. Es decir, buscamos cambiar las cosas e involucrar a más gente. Eso es lo que nos hace falta.

¿Cómo se fondean los Supercívicos?

—Ha sido muy complicado, hemos buscado nuevas fórmulas y que esto sea sustentable.

Nosotros en todos los proyectos que hemos participado les decimos que eso no significa que los vayamos a criticar, les da miedo a las marcas contratarnos. Ha sido muy difícil.

¿Qué sigue para ustedes después de tantos años?

— Estamos trabajando en un proyecto que le queremos vender a Netflix, llamado ‘Disculpa las molestias que un ciudadano te ocasiona’

en donde trabajamos investigaciones que van acompañadas de estrategias de litigio en donde se impulse una ley y un cambio al final. Algo que siempre hemos buscado. Esto será una especie de reportajes que estarán muy bien elaborados.